El Atlético de Madrid asegura la tercera plaza con victoria ante la Real en el Metropolitano

Molina y Griezmann celebran uno de los goles en el Metropolitano.
Molina y Griezmann celebran uno de los goles en el Metropolitano.
EFE
Molina y Griezmann celebran uno de los goles en el Metropolitano.

El Atlético de Madrid se impuso este domingo por 2-1 a la Real Sociedad, gracias a los goles de Antoine Griezmann y de Nahuel Molina, en un partido que valió a los rojiblancos para afianzar la segunda posición- y seguir en la lucha por la segunda plaza con el Real Madrid- y a los de San Sebastián -pese a la derrota- para amarrar matemáticamente la cuarta posición que le dará acceso a la próxima Champions League.

El partido arrancó con aviso del cuadro donostiarra a los seis minutos, con un pase en profundidad de Martín Zubimendi a Sörloth, que apuró la línea de fondo hasta disparar excesivamente cruzado por abajo. Ivo Grbic, con ganas de reivindicarse después de los tres goles encajados  ante el Espanyol, salió bien a los pies del noruego.

Minutos más tarde replicó Griezmann con una vaselina desde el pico izquierdo del área rival. Pero esa sutileza no obtuvo premio, ya que Álex Remiro no estaba todo lo adelantado que requería la jugada para acabar en gol. Con ambos contendientes vigilándose de cerca, esa tesitura no llegó hasta el 37'.

Un balón de Rodrigo de Paul abierto a la banda, en largo, encontró a Greizmann para controlar sobre la línea lateral e ir perfilándose hacia dentro. Mientras el carrilero diestro Nahuel Molina se internaba por esa misma zona para arrastrar a algún defensa,  el francés se plantó en el pico derecho del área y conectó un buen zurdazo a tres palmos del césped que se coló pegadito al poste

Al regreso de los vestuarios, otra vez Sörloth fue el primero en zarandear el ánimo del equipo visitante. Su llegada al área de Grbic, inconclusa con un disparo realmente amenazante, sí que mostró las mejores intenciones de una Real Sociedad que, pese a todo, no se ponía nerviosa al saber que su cuarta posición se intuía certificada.

Por el bando colchonero, Griezmann acaparaba los focos en ataque con un acercamiento desde el lateral hasta la 'cocina', pero la zaga donostiarra cerró bien su ruta hacia Remiro. Antes, el guardameta blanquiazul había tenido trabajo debido a un disparo de Sergio Reguilón, que estrenaba titularidad en la banda izquierda del Metropolitano.

En las botas de Ander Barrenetxea estuvo la gran ocasión donostiarra, merced a un potente tiro desde la frontal del área y que atajó Grbic. Ese fallo precedió al 2-0, obra de Molina en el 73' tras una rauda jugada hilvanada con Correa y con Griezmann. Así, el lateral argentino asistió a su compatriota, que amagó para deshacerse de dos rivales y clavar la pelota en la escuadra con un fuerte derechazo.

Aunque Alguacil movió el banquillo todo lo que pudo, solo Barrenetxea parecía tener las ideas claras en ataque. Él mismo lo intento con otro disparo, atrapado por el arquero rojiblanco con el pecho, pero el tanto del honor llevó la rúbrica de Sörloth. El excentrocampista del Celta de Vigo atisbó el desmarque del noruego a la espalda de los centrales del Atlético, y ahí Sörloth exhibió sangre fría para esprintar y definir con su pie izquierdo.

La Real Sociedad apretó hasta la conclusión, pero sin encontrar la fortuna necesaria para hacer el empate. De este modo, el triunfo hizo que los pupilos del 'Cholo' Simeone alcanzasen los 76 puntos y que aún peleen por ser subcampeones; por su parte, la derrota txuri-urdin fue dulce, ya que amarró su cuarto lugar con 68 puntos.

20minutos.es líder en los diarios más leídos en internet. Consulta las últimas noticias en el diario gratuito de referencia en España.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento