El Clásico menos clásico: Barça y Real Madrid abandonan el azulgrana y el blanco

Modric y De Jong durante el Barça vs Real Madrid
Modric y De Jong durante el Barça vs Real Madrid
EFE

Real Madrid y Barça se miden este domingo en un nuevo Clásico del fútbol español. Pese a que los dos equipos llegan con temporadas muy distintas, aunque ambos en dinámicas positivas -a falta de saber si los culés pasan de fase en Europa League-, pero sin una rivalidad tan determinante como en otros años, el partido lo tendrá todo para dejarnos una fiesta de fútbol. Todo, menos sus colores.

Ni Real Madrid ni Barça lucirán su color blanco y azulgrana habitual y vestirán equipaciones alternativas en el duelo. La gran novedad es la del Real Madrid, que celebra con una nueva vestimenta su 120 aniversario de la mano del diseñador japonés Yohji Yamamoto, quien ha vuelto a colaborar con Adidas para toda una colección.

Las imágenes siguen una visión etérea de dos amantes que, guiados por el pasado, caminan hacia su futuro. Junto a los amantes en la campaña hay una ecléctica congregación de observadores que incluye jugadores de los primeros equipos masculinos y femeninos del Real Madrid, así como la leyenda del club Iker Casillas.

Por su parte, el Barcelona deja también de lado la equipación azulgrana por petición expresa de Joan Laporta de que jueguen con la camiseta de la 'senyera' que llevan varios años luciendo, según Jijantes. Un cambio que ya se sospecha tenga una connotación política, reivindicando la bandera catalana en la visita al Santiago Bernabéu.

Así, este Clásico dejará una estampa bastante atípica con ninguno de los dos equipos vistiendo sus colores de siempre con los que ambos se identifican. El precedente más similar se encuentra en la Supercopa de 2017 cuando el Real Madrid jugó en el Camp Nou con su camiseta azul suplente.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento