El 'Travel Tuesday' podría convertirse en el nuevo 'Black Friday'