sin city
Ubi Soft es ahora dueña de la empresa que realizó los efectos especiales de Sin City.

Ubi Soft ha realizado un acercamiento directo al mundo del cine. La compañía francesa ha adquirido la propiedad de los estudios Hybride Technologies , creadores de los efectos especiales de las películas Sin City y 300. En un principio, la idea de la editora de videojuegos es usar a dicha compañía para realizar los efectos especiales de algunos de sus nuevos juegos, mejorando las animaciones cinemáticas de sus futuros lanzamientos.

Sin embargo, también han anunciado que esta noticia no significará el abandono del séptimo arte por parte de Hybride, ya que Ubi Soft pretende, mediante esta adquisición, meter un pie en el mundo del cine. Los primeros rumores giran hacia la adaptación a la gran pantalla de títulos basados en la franquicia Tom Clancy, ya que no hace mucho tiempo, Ubi Soft compró todos los derechos de explotación de dicha marca.