Duke Nukem
'Duke Nukem' podría salir de su largo letargo en breve.

Cualquiera que esté en esto de los videojuegos durante los últimos 12 años, conoce la existencia de uno de los proyectos de más larga gestación que se conoce. Nos referimos a Duke Nukem Forever, el juego que se anunció en el año 97, que apareció en listados de lanzamientos allá por el 2000, y que desapareció hasta que hace un par de años Take2 anunciase que se iba a hacer cargo de su distribución.

Pues bien, esta larga historia puede haber tocado fondo ayer mismo, cuando en Internet aparecieron los primeros rumores sobre el cierre de 3D Realms, la empresa que llevaba más de una década trabajando en él.

No es una cosa de marketing. Es verdad

Según se contaba en algunas páginas web, y siempre a través de una fuente anónima, la empresa daba el cerrojazo, dejando huérfano completamente el proyecto. El motivo por el que se decía que esto sucedía era que la empresa necesitaba alguna inyección económica por parte de algunos editores, ya que ellos no podían continuar solos la aventura.

Horas después, un representante de Take2 declaraba " La política la empresa es no comentar nada sobre sus relaciones contractuales, ni sobre rumores y especulaciones. Dicho esto, podemos confirmar que nuestra relación con 3D  Realms respecto a Duke Nukem Forever se basaba en la publicación del mismo, y no se incluía dar fondos para el desarrollo del título. Por otra parte, Take2 sigue manteniendo los derechos de publicación a Duke Nukem Forever".

Por último, y para amenizar más la jornada, aparecieron los comentarios de Joe Siegler, webmaster de la empresa. En los foros de la página ha confirmado que el cierre "no es una cosa de marketing. Es verdad. No tengo nada más que decir en este momento."

La única esperanza que queda para todos los fans del mítico personaje de los noventa es que Take2 ponga este proyecto, que por contrato les pertenece, en unas manos que puedan dar con un videojuego en, esperemos, un poco menos de tiempo que 12 años.

no es una cosa de marketing. Es verdad