El conselleiro de Economía e Industria, Javier Guerra, ha comparado la decisión del Gobierno de reducir la velocidad máxima de autopistas y autovías de 120 a 110 kilómetros por hora con un "conejo sacado de la chistera", y ha puesto en duda que esa medida pueda tener un impacto positivo importante.

En declaraciones a los medios tras firmar un convenio con la presidenta del Puerto de Vigo, el conselleiro ha criticado la "falta de visión estratégica" del Gobierno del Estado en lo que respecta a políticas energéticas, y ha lamentado que los ciudadanos están "pagando" esa falta de visión con "decisiones contradictorias", como la subida del IVA o del recibo de la luz, a la vez que se reduce la velocidad para ahorrar.

Javier Guerra ha recordado que este martes mantendrá una reunión con el secretario de Estado de Energía y le trasladará la posición de la Xunta sobre esa decisión, además de tratar otras cuestiones, como el decreto del carbón o el desarrollo eólico. En concreto, sobre la decisión de reducir el límite de velocidad, Guerra ha insistido en que la Xunta "no fue comunicada ni avisada", pese a que "las Comunidades Autónomas tienen algo que decir".

Según el conselleiro, "parece un poco chusco" y "de broma" decidir ahora rebajar la velocidad y "poner pegatinas" en todas las señales viarias, y ha señalado que no subir el IVA hubiera sido una medida "menos dañina para las economías domésticas". "Si piensan que así van a arreglar el problema energético, no vamos a ningún sitio", ha concluido, al tiempo que ha recordado el "compromiso" de la Xunta con el ahorro de energía y con la creación de un "sector energético propio".

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.