El turolense Rubén Sáez Abad ha construido el mayor parque temático de máquinas de asedio antiguas y medievales a escala real del mundo, el 'Trebuchet Park', que exhibe 48 piezas en una superficie de unos 2.000 metros cuadrados situada cerca de Albarracín.

Según ha indicado Sáez en declaraciones a Europa Press, esta exposición al aire libre, que se inaugura este miércoles, 16 de febrero, a las 11.00 de la mañana, consta de 48 modelos de máquinas repartidas en cinco bloques temáticos: Grecia, Roma, Mundo musulmán, Mundo cristiano y Mundo oriental, y abarca desde el siglo V antes de Cristo hasta el XV después de Cristo.

En el parque están representadas todo tipo de máquinas, como "arietes, grúas elevadoras, piezas de artillería, lanzallamas o máquinas incendiarias", ha explicado Sáez, que está pendiente de que el Libro Guinness acredite que 'Trebuchet Park' es efectivamente el parque más grande del mundo de esta materia.

Esta exposición forma parte de un proyecto de investigación en el que Saéz lleva trabajando desde hace diez años. Su pasión por las máquinas de guerra comenzó a raíz de su tesis doctoral, que trataba sobre las máquinas de asedio en época grecorromana, con la que empezó a investigar y a construir algunas maquinas. "Tenemos los planos de otros 300 modelos diferentes" y la intención es "seguir investigando", ha subrayado Sáez.

Su primera máquina estaba basada en unos restos hallados en Caminreal (Teruel) y tras estudiarlos, Sáez se planteó la posibilidad de construir una máquina basada en ellos para averiguar cómo funcionaría, al margen de lo que se podía apreciar de los restos y lo que decían los textos de la época.

Rubén Sáez reproduce las máquinas con los materiales originales como madera, cuerda, hierro y bronce. "Todas las máquinas están plenamente operativas y están probadas para comprobar la potencia de disparo y sus posibilidades", ha indicado el constructor.

Este turolense nació el 2 de noviembre de 1978 y tras terminar la licenciatura en Humanidades en Teruel, se doctoró en Historia en la Universidad Complutense de Madrid en junio de 2004, con la tesis titulada 'La Poliorcética en el Mundo Antiguo'.

Fue precisamente la investigación sobre las técnicas y máquinas de asedio en la Antigüedad la que le llevó a obtener el Premio Nacional Defensa 2004, otorgado por el Ministerio de Defensa, en su modalidad de Historia y Geografía Militar. Además, Rubén Sáez es autor de numerosos libros, artículos y conferencias.

El parque toma su nombre del Trebuchet, un lanzapiedras medieval utilizado para derribar fortalezas, que funcionaba con el mismo procedimiento que las catapultas, alcanzaba los 18 metros de altura y arrojaba objetos a una distancia de 275 metros.

Consulta aquí más noticias de Teruel.