El Colegio Oficial de Periodistas de Andalucía podrá ser una realidad en breve dado que la tramitación del mismo está avanzando, según ha anunciado el consejero de Gobernación y Justicia, Luis Pizarro, en el acto de apertura del IV Congreso de Periodistas de Andalucía. Con este anuncio, ha querido el consejero dirigirse a los profesionales de la información que durante los días 4 y 5 de febrero asisten al Congreso que, con el lema 'Dignidad, libertad y futuro', analiza las condiciones de la labor periodística.

Tras resaltar el papel que están jugando las asociaciones de prensa y felicitar a los promotores del Congreso, el representantes del Gobierno andaluz ha explicado que la Junta está dando los pasos necesarios para que, en el menor plazo de tiempo que permitan los trámites necesarios, esté aprobada la ley que contemple el Colegio Oficial de Periodistas, cuyo borrador está ultimado.

En este sentido, ha explicado que esos trámites pasan por la aprobación de la Ley de Colegios Profesionales en Andalucía, con la adaptación a la normativa comunitaria en esta materia. Una vez que esta Ley se apruebe en el Parlamento, se abordará la que, concretamente, contemple el Colegio Oficial de Periodistas de Andalucía. La previsión es que estos trámites se completen en este periodo de sesiones.

Además de este anuncio, Pizarro ha querido, en primer lugar, expresar su más absoluto rechazo al uso de la violencia y a la presión sin sentido contra las personas que ejercen libre y de forma responsable el periodismo, aludiendo así a las agresiones sufridas por determinados profesionales. En este sentido, ha matizado añadiendo que sólo el diálogo y la utilización de los canales legalmente establecidos en un Estado de Derecho, deben ser el camino para solucionar divergencias, rechazando toda agresión física o verbal.

Igualmente ha aprovechado este encuentro de profesionales de la información para recordar la vinculación de la provincia gaditana con el periodismo y ha añadido que, si por algo se caracteriza Cádiz, y la Constitución a la que da nombre, es por la conquista de las libertades, siendo su máximo exponente la libertad de expresión.

Pizarro les ha dicho a los asistentes al Congreso que es de justicia reconocer el empeño y el compromiso periodístico de ejercer un trabajo en muchos casos en precarias condiciones. Es justo reconocer, ha dicho, el esfuerzo de todos los profesionales que cada día luchan por sacar su trabajo adelante, en unos momentos complicados como los actuales.

Pero la realidad, según Pizarro, es tozuda y el sentimentalismo y buenos principios emanados de la historia constitucional del Doce, quedan ocultos, en muchos casos, por unos momentos difíciles para gran parte de la actividad periodística, que tan dignamente se ejerce en Andalucía. Ha reconocido que la labor del periodista, ejercida con profesionalidad y responsabilidad, es esencial para engrasar, día a día, los mecanismos de una sociedad libre y democrática.

Libertades básicas

No obstante, y aunque las difíciles circunstancias también afectan a las empresas periodísticas, ha expresado su confianza en que el sector saldrá reforzado y renovado, para seguir manteniendo en pie un elemento esencial de los valores democráticos. Ha puesto como ejemplo de superación de las circunstancias los hechos ocurridos desde que las Cortes constituidas en San Fernando en 1810, junto al pueblo, vieron en la libertad de imprenta un medio práctico para transformar la sociedad, ejerciendo el derecho de los ciudadanos a la información.

Tras subrayar que la libertad de prensa está relacionada con la manera general de pensar y vivir, ha comparado la sociedad de entonces y la de ahora donde, según ha explicado, la información fluye por tantos canales que no son nada sin la mano de unos profesionales en los que la vocación de servicio público debe primar sobre otras cuestiones. Ha destacado que no se entiende una sociedad que se desarrolla libre y democráticamente sin la libertad de prensa, por la que han luchado muchos profesionales algunos incluso dando su propia vida, mientras otros han sido amenazados, secuestrados, encarcela-dos o agredidos.

El consejero de Gobernación y Justicia tampoco ha querido dejar pasar esta ocasión para destacar cómo los actos conmemorativos del Bicentenario están ayudando a difundir ampliamente el conocimiento de un hecho tan trascendental como la celebración de los doscientos años de la primera Constitución de la historia de España conocida como 'La Pepa', base del Estado de Derecho contemporáneo.

Ha insistido en que lo ocurrido en la Isla de León y en Cádiz entre 1810 y 1813 fue algo sencillamente "extraordinario" y ha declarado que, como político de vocación y entregado al servicio de la ciudadanía, se siente heredero de una Constitución emanada del acuerdo político y el consenso de la sociedad. En este sentido, se ha mostrado convencido de que sin apoyos firmes y amplios, es imposible plasmar los principios que han de regir las salvaguardas de las sociedades civilizadas.

Apuesta de futuro

Ha recalcado, una vez más, la oportunidad que representan los actos conmemorativos del Bicentenario y ha destacado que se trata de una apuesta de futuro firme y decidida, que hay que aprovechar. En este sentido, ha agradecido la colaboración del resto de instituciones comprometidas y de la iniciativa privada con la Junta de Andalucía, que está poniendo "gran empeño" para convertir la celebración del segundo centenario de 'La Pepa' en un acontecimiento único y de trascendencia internacional.

Por último, ha trasladado a los periodistas su felicitación por la labor que están realizando para difundir estos hechos históricos y ha subrayado su primordial aportación para dar a conocer e impregnar en la ciudadanía los valores de esta celebración.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.