Dos centenares de alumnos se manifiestan para reclamar un máster de abogacía oficial y sólo para graduados de Derecho

Critican que podrán acceder alumnos egresados de ámbitos como Trabajo Social, Relaciones Laborales y Criminología, por ejemplo
La cabeza de la manifestación, en la calle Alejandro Séiquer
La cabeza de la manifestación, en la calle Alejandro Séiquer
EP

Un total de 200 alumnos de la Facultad de Derecho de la Universidad de Murcia (UMU) -400 según la organización- se han manifestado este miércoles por las calles de Murcia para reclamar un Máster de Abogacía y Procura de carácter oficial válido para ejercer en toda Europa, impartido de forma conjunta por las escuelas de práctica jurídica de las universidades y los colegios de abogados, con un precio público determinado y al que sólo puedan acceder los licenciados en Derecho y los egresados de aquellos grados que sustituyan a esta licenciatura.

Y es que la nueva Ley 34/2006, que entrará en vigor en octubre de 2011, no tiene carácter oficial y podrá ser impartido sólo por los colegios de abogados. Además, podrán cursarlo tanto los licenciados y graduados en Derecho como aquellos alumnos egresados de ámbitos como Trabajo Social, Relaciones Laborales y Criminología, por ejemplo, lo que los manifestantes consideran "intrusismo laboral".

Así lo hizo saber el delegado de Alumnos de la Facultad de Derecho de la UMU, Gabriel García, quien actuó de portavoz de los alumnos participantes en la movilización, que partió desde el campus de la Merced y recorrió la calle Alejandro Séiquer tras pancartas que rezaban 'Misma carrera, mismos derechos' y 'No al máster de abogacía y procura' hasta llegar a la Delegación del Gobierno, donde procedieron a la lectura de un manifiesto.

García señaló que esta manifestación, que se celebra simultáneamente en toda España, "dejará en agravio comparativo a los estudiantes de la licenciatura de Derecho, que hacen cinco años de carrera, porque tendrán que hacer el máster para ejercer la abogacía igual que los compañeros del grado, que tiene una formulación de cuatro años, más un quinto año de máster".

Asimismo, dijo estar en contra de esta Ley porque "queda redactada de forma ambigua y da pie a que haya intrusismo laboral, porque hay otras titulaciones que tienen un porcentaje importante de créditos jurídicos como Trabajo Social, Relaciones Laborales y Criminología que van a poder acceder igualmente a este máster y, por lo tanto, a las carreras profesionales de abogado y procurador".

El delegado de los alumnos reprochó que "un trabajador social que estudia una carrera y tiene un perfil más bajo, que viene de una diplomatura va a poder ejercer la abogacía igualmente, a pesar de no tener formación jurídica para ello".

Otra de las reivindicaciones de los alumnos es que el máster "tenga un carácter oficial con el que se pueda ejercer la abogacía en toda Europa", porque ahora mismo, según la Ley, el máster "es un cursillo impartido por los colegios de abogados y puede dar lugar a convertirse en una carrera gremial y que limiten el acceso, lo que supondría limitar nuestras libertadas".

Por este motivo, los alumnos pretenden que el máster oficial "se imparta de forma conjunta con la Escuela de Práctica Jurídica de las universidades y de los colegios de abogados para que haya una buena formación práctica".

La umu "no está preparada"

Asimismo, García criticó que el grado en Derecho "comenzó hace dos años y las universidades no están preparadas para poder configurar en menos de un año un máster, porque tiene que pasar por la Aneca para su aprobación, y en el aulario de la Merced no aulas suficientes para impartirlo, ni profesores suficientes".

Y es que el Gobierno central "ha empezado a regular esta Ley hace escasos diez meses, que es cuando hemos visto la voluntad que tenía este máster y cuando nos hemos empezado a mover", determinó.

Los alumnos también aseveran que la formación adicional y el examen final que implica el máster "no han de ser exigidos a los licenciados en Derecho, con independencia de su plan de estudios o de su momento de aplicación".

Asimismo, reclaman la reducción del máster para la formación de abogados a 60 créditos incluyendo las prácticas "siguiendo la lógica del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) de cuatro años más uno de máster de especialización".

Además, manifiestan que la Ley "debe dotarse de una política de becas "excepcional, por tratarse de un master necesario para acceder a una profesión".

En el manifiesto leído ante la Delegación del Gobierno, los estudiantes destacaron que, por primera vez en mucho tiempo, "todas las facultades de Derecho de España están unidas, tanto los rectores como los decanos y estudiantes, para mostrar su rechazo a la Ley de Acceso a la Abogacía porque está mal hecha y es discriminatoria".

"Los estudiantes de Derecho queremos que se nos trate con coherencia y con respeto, queremos que nuestras condiciones de acceso a la profesión sean justas e iguales a las que han tenido nuestros compañeros hasta ahora, sin agravios comparativos", clamaron.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento