Sala de cine
Una sala de cine. ARCHIVO

El pleno del Tribunal Constitucional (TC) ha admitido a trámite este miércoles los recursos de inconstitucionalidad presentados por el PP y la Defensora del Pueblo contra el Código de Consumo de Catalunya, así como el recurso de los populares contra la Ley del Cine catalán.

El Código de Consumo establece sanciones económicas por no rotular en catalánEl Alto Tribunal ha dado 15 días a los gobiernos central y catalán, a las Cortes y al Parlament para que puedan personarse en el proceso y formulen alegaciones sobre la admisión a trámite de los recursos. Los recursos del PP fueron promovidos por más de 50 diputados populares en el Congreso, ante varios aspectos de ambas leyes que "vulneran el derecho a usar el castellano con libertad".

La presidenta del PP catalán, Alícia Sánchez-Camacho, ya había avanzado cuando su partido presentó el recurso que promoverían las reformas necesarias para sustraer de la Ley del Cine los apartados que establecen cuotas mínimas de doblaje al catalán, y suprimir las sanciones económicas vinculadas a no rotular en catalán del Código de Consumo.

No puede obligarse a utilizar el catalán en un comercioEn una comparecencia en el Senado a principios de octubre, la Defensora del Pueblo, María Luisa Cava de Llano, alegó que "no puede obligarse a utilizar el catalán dentro de un establecimiento comercial" para justificar su decisión de presentar un recurso ante el TC contra el Código de Consumo.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.