Protestas contra la visita del Papa
Manifestación en Barcelona contra la visita del Papa. TONI GARRIGA / EFE

Varios miles de personas -2.500 según la Guardia Urbana y 10.000 según los organizadores- se manifestaron este jueves en la Plaza Sant Jaume de Barcelona contra la visita del Papa Benedicto XVI bajo el lema "En defensa del laicismo", en una concentración organizada por la plataforma Yo no te espero. Había todo tipo de pancartas, como "Papa o califa, paguen sus visitas", "Ni Papa ni PP", "Niños venid, de los curas huid"

"Queremos expresar y celebrar la pluralidad en Cataluña de opciones morales y de consciencia religiosa y denunciar que ninguna organización puede monopolizar el espacio público o presentarse como representativa de todo el país", declaró a los medios un portavoz de la plataforma, Joffre Villanueva.

En esta línea, Villanueva criticó que para los gastos de seguridad "de un acto privado" como la consagración de la Sagrada Familia, "se utilicen fondos públicos".

Todo tipo de pancartas, como "Papa o califa, paguen sus visitas", "Ni Papa ni PP", "Niños venid, de los curas huid" o "El condón salva, emPaparse enferma" han probado la heterogeneidad de esta concentración, que reunió a 74 asociaciones laicas catalanas.

Leo Bassi, disfrazado de bufón

El evento se cerró con la actuación del polémico artista italiano Leo Bassi quien, disfrazado de bufón, denunció "el auge del fundamentalismo cristiano" en todo el mundo, y citó el éxito obtenido por el Tea Party en los recientes comicios legislativos americanos. Miralles denunció "actitud de la Iglesia, contraria al reconocimiento de los derechos humanos"

Políticos de partidos de izquierdas, como el coordinador general de EUiA, Jordi Miralles -que declinó su invitación a asistir al acto que realizará el Papa el domingo en la Sagrada Familia- y el diputado de ERC Joan Tardà también asistieron a este acto de protesta.

Miralles denunció la "actitud de la Iglesia, contraria al reconocimiento de los derechos humanos", como el uso de profilácticos, lo que conlleva "la muerte de personas por el sida". Tardà pidió "unas instituciones públicas que garanticen la neutralidad".

La concentración tuvo un espíritu reivindicativo y festivo y se desarrolló de forma pacífica.

Manifestación en Santiago

Centenares de personas convocadas por la asamblea Eu non te espero expresaron por su parte su rechazo por la tarde en la Alameda compostelana a la visita del Papa el sábado a la capital gallega, una protesta que concluyó con un altercado entre unos 50 concentrados y la Policía. Una veintena de agentes les impidió que cruzasen por no contar con permiso para la manifestación

Los asistentes al acto, unos 500 según la organización y 200 según la Policía Nacional, pensaban partir desde la Alameda y finalizar la protesta en la Plaza del Toural, pero una veintena de agentes les impidió que cruzasen hasta Porta Faxeira por no contar con permiso para la manifestación.

Mientras, se pudieron escuchar cánticos como "Libertad de expresión", "Visita papal, Estado policial", "Si quieren misa que la pague el Vaticano" o "vamos a quemar la Conferencia Episcopal por machista y patriarcal", y ver carteles de "Galicia laica" o "Imos apostatar".

Ante una pancarta con el lema "Nos non te esperamos. Galiza laica", varios miembros del colectivo leyeron un manifiesto en el que denunciaron la "hipocresía" del Ayuntamiento, la Administración autonómica y el Gobierno central por aplicar reformas laborales que "generalizan el desempleo" y a la vez destinar tres millones de euros del erario público a financiar "eventos superfluos".

Asimismo, expresaron su rechazo a la "ocupación policial y a la suspensión de libertades fundamentales a la que está sometida la ciudad" por la visita de Benedicto XVI.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.