CÁCERES, 27 (

Europa press televisión)

El presidente del Colegio Oficial de Médicos de Cáceres, Carlos Arjona Mateos, ha considerado "lamentable" la muerte de un bebé que había nacido en un domicilio particular por voluntad de sus padres, y ha señalado que "este tipo de situaciones no deberían de producirse", por lo que ha instado a regular estas situaciones.

En declaraciones a Europa Press Televisión, Arjona ha advertido de que parir en casa es "dar una vuelta atrás" y "no es recomendable".

Según ha recordado este especialista, cuando "los partos se realizaban en los pueblos" generaban un número "elevado de fallecimientos" tanto en niños como en mujeres, mientras que ahora "son raros" los casos de fallecimientos de recién nacidos que se registran en los centros hospitalarios.

Por eso ha aseverado que "no debe de existir ninguna duda de que el parto se debe" practicar en el hospital.

Legislar sobre la voluntad de dónde parir

Al respecto, ha alertado de que alumbrar por propia voluntad en una casa puede conllevar "situaciones difíciles" que, en su opinión, habría que explicar a las parturientas, ya que además de "hemorragias" que ponen en peligro la vida de las madres, también pueden surgir otras "complicaciones" durante el parto.

Complicaciones como, según ha apuntado, "problemas de secreciones o que (los niños) vengan con una vuelta de cordón" para lo que "ya no hay posibilidad de dar marcha atrás una vez iniciado el parto", ha señalado.

Por todo ello, el presidente de los médicos de Cáceres ha instado a que se cree una "legislación" al respecto, que regule la voluntad de parir en domicilios privados. "No puede ser que estemos prohibiendo fumar y estemos permitiendo un parto en una casa; ¿hasta donde llega la libertad de las personas?", se ha preguntado el facultativo.

"El Estado debe de regular por la madre y el niño, que es indefenso y no puede decidir lo que tiene que hacer", ha señalado Arjona, quien ha apuntado respecto al bebé fallecido en Cáceres, según ha recordado tras entrar en el centro hospitalario "con bastante problemas respiratorios" sin que el personal del hospital, pese a emplear "todos los medios" disponibles, consiguiera "sacarlo adelante".

Fallo multiorgánico

Unas declaraciones que Carlos Arjona ha realizado al hilo del caso del bebé que falleció en la madrugada del pasado sábado al domingo en el Hospital San Pedro de Alcántara de Cáceres tras ingresar horas después de su parto, que tuvo lugar esa misma noche en su casa y fue asistido por una matrona.

En concreto, desde el Servicio Extremeño de Salud (SES), han indicado que el ingreso del bebé, que era una niña, en este centro hospitalario se produjo a las 03,20 horas del domingo debido a un "fallo multiorgánico derivado de una asfixia perinatal", considerado en términos médicos como situación "catastrófica", es decir, que no tiene solución.

Así lo precisaron las misma fuentes que rehusaron aparecer ante las cámara y que no se explican cómo se pudo tardar "aproximadamente tres horas" en desplazar al bebé desde su domicilio hasta el hospital.

Consulta aquí más noticias de Cáceres.