Las diferentes administraciones de Galicia han reservado entre sus políticas juveniles un lugar destacado a la movilidad de los jóvenes entre los distintos países miembros de la Unión Europea (UE). Estos programas, que pretenden "fomentar la educación no formal", posibilitan que durante el 2010 puedan participar en ellos más de 600 jóvenes de la comunidad de entre 18 y 30 años.

Este hecho se refleja en las medidas llevadas a cabo por entidades como la Xunta de Galicia, diferentes administraciones locales, entidades públicas como el Consello Galego da Xuventude o las propias asociaciones juveniles que ofrecen proyectos con capacidad de "crear oportunidades educativas, culturales y sociales" a los gallegos a través del intercambio de experiencias con jóvenes de otros países.

Así, tal y como ha explicado a Europa Press el director xeral de Xueventude e Voluntariado, Ovidio Rodeiro, uno de los "ejes estratégicos" del plan de Xuventude del Ejecutivo autonómico es "potenciar la movilidad" como un componente de "educación no formal" muy importante para los habitantes menores de 30 años de la Comunidad.

Este interés en la movilidad como una "forma de dar nuevas oportunidades a la juventud" es el tema 'Seminario de responsables de políticas nacionales, regionales y locales de Juventud' que tiene lugar este fin de semana en Santiago de Compostela, y, en el que participan dirigentes y políticos "en materia de juventud" de los diferentes países de Europa.

En este congreso, la Xunta —en palabras de Ovidio Rodeiro— buscará "establecer una red de países cooperadores" en los que los jóvenes gallegos puedan participar "en experiencias de intercambio de todo tipo de conocimientos" y, poder, de esta manera, "ampliar las ofertas que cada año la administración gallega ofrece a los jóvenes". '

Xuventude no mundo'

Concretamente, bajo la coordinación de la dirección Xeral de Xuventude e Voluntariado, durante el presente ejercicio, se ha puesto en marcha el programa 'Xuventude no mundo' que, con un presupuesto inicial de 60.000 euros, permite que 120 jóvenes participen en intercambios con siete países de la UE —Italia, Francia, Grecia, Hungría, Rumanía, Bulgaria y Portugal—.

Además de este plan de intercambios, la Xunta ha presentado este fin de semana el programa Mogal en virtud del cual, un total de 200 jóvenes podrán realizar prácticas laborales en empresas de Italia, Francia y Holanda entre noviembre de 2010 y diciembre de 2011.

Según ha apuntado el director xeral de Xuventude e Voluntariado, esta iniciativa amplía sus plazas vacantes de 100 —en 2009— a 200, y será financiado por el Gobierno gallego y por la iniciativa de la Unión Europea (UE) 'Leonardo da Vinci'.

A estas propuestas se suman las 220 plazas destinadas a los "ya consolidados" 'Campos de trabajo' que se ofertan cada año. Este tipo intercambios, que tienen una duración de entre 12 y 15 días, consisten en que varios jóvenes viajen a una ciudad en la que realizan diferentes trabajos y actividades, en virtud de los cuales "sufragan su estancia", conforme ha añadido Ovidio Rodeiro. '

Juventud en acción'

Con todo, es el acuerdo 'Juventud en acción 2007-2013', aprobado por la Comisión Europea y el Parlamento Europeo con un presupuesto de 885 millones de euros, el que posibilitó la "sistematización" de la movilidad por todo el territorio comunitario.

Así, tal y como ha destacado el presidente del Consello da Xuventude de Galicia, José Ramón Rey, este programa pretende promover la "ciudadanía activa", potenciar "la solidaridad", favorecer el "entendimiento mutuo" entre los jóvenes de los países europeos, a través de actividades como los intercambios bilaterales o multilaterales.

Concretamente, a este programa pueden acceder las distintas administraciones nacionales, regionales o locales, entidades públicas e incluso asociaciones juveniles, que, tras presentar un proyecto a las diferentes agencias nacionales encargadas de aprobarlos, obtienen financiación para desarrollar sus propias iniciativas.

Este es el caso del Consello da Xuventude de Galicia, que, conforme ha explicado su presidente, lleva desde "más de 8 años" promoviendo acciones de voluntariado e intercambios juveniles por toda Europa, además de ofrecer servicios de información y asesoramiento a todos los interesados.

De esta manera, los programas de voluntariado están encaminados a jóvenes que quieran pasar hasta un año realizando actividades de servicio social en distintos lugares de Europa. Sin embargo, según ha denunciado José Ramón Rey, actualmente "hay tendencia a mercantilizar estas iniciativas" y "presentarlas como alternativas al paro juvenil", cuando "en realidad" el objetivo "no deja de ser" que realicen de manera voluntaria actividades sociales en otros países".

Ayuntamientos y juventud

Otra de las actividades destacadas en materia de movilidad, son las que el programa 'Juventud en acción' define como 'Proyectos de democracia participativa', una serie de intercambios que tienen como fin promover "la participación activa de los jóvenes" en la vida de su comunidad —a nivel local, regional, nacional e internacional— y apoyar su participación en los organismos públicos.

Un ejemplo lo constituye el intercambio 'Participando: los ayuntamientos y la juventud', que desarrollado por el municipio de Carballo (A Coruña), reunió a 24 jóvenes de Carballo, y de las ciudades italianas de Turín y Tortona, como ha destacado el concejal de Xuventude del Ayuntamiento de Carballo, Marcos Trigo.

Estos jóvenes participaron, tanto en Italia como en Galicia, en varios seminarios en los que "intercambiaron experiencias, impresiones y opiniones" sobre la comunidad local, la UE o la participación de la juventud en la vida pública.

Pero, según ha expresado Marcos Trigo, la importancia de este intercambio no se "queda en una buena experiencia puntual para los participantes" ya que, en estos momentos, los 12 participantes de Carballo se encuentran "inmersos" en la creación de un "herramienta de participación juvenil" en la que los jóvenes "tengan voz propia" de cara a la participación pública.

En esta línea, la futura entidad servirá de plataforma para que los carballeses de menos de 30 años puedan comunicar "sus necesidades, intereses e objetivos" a las autoridades municipales, así como para crear un "centro en el que todos los jóvenes puedan obtener información a cerca de cuestiones como los estudios o la orientación laboral".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.