El Gobierno andaluz ha lamentado el fallecimiento del sacerdote escolapio Enrique Iniesta Collaut-Valera a los 80 años de edad, vicepresidente del Centro de Estudios Históricos de Andalucía (CEHA), al que consideró "un bastión en la recuperación de la figura de Blas Infante".

En un comunicado, el Ejecutivo andaluz ha asegurado que la labor de Iniesta ha sido clave para dar a conocer la obra de Blas Infante, "que nunca estuvo en el olvido de los andaluces pero su memoria es hoy más firme y reconocida gracias a su infatigable capacidad de trabajo para rastrear y analizar con rigor e inteligencia la vida y el legado del padre de la patria andaluza".

En esta línea, ha expresado su reconocimiento al trabajo de Enrique Iniesta, "que se volcó en recuperar y proyectar en su justa medida las dimensiones de la figura histórica de Blas Infante, tarea a la que se entregó con ahínco desde finales de la década de los 70, cuando comenzó a dedicarse al estudio y clasificación del archivo del padre de la patria andaluza".

Asimismo, ha destacado que, aunque madrileño de nacimiento, Iniesta "se reencontró de inmediato con sus raíces andaluzas por cuanto su familia procedía de Sevilla, Córdoba y Granada".

Licenciado en Ciencias Políticas y Sociología, sacerdote y maestro, desplegó una fecunda actividad periodística en la Comunidad como redactor de El Correo de Andalucía, colaborador de El País y de la prensa granadina, e igualmente contribuyó como autor en la elaboración de la Enciclopedia de Andalucía.

En su producción bibliográfica aparecen títulos como 'Blas Infante: Toda su verdad'; 'España o las Españas: Debate con Blas Infante'; o 'Blas Infante: los últimos años'.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.