El secretario general de Comisiones Obreras (CC.OO.) en Aragón, Julián Buey, ha considerado este viernes "una buena noticia entre paréntesis" que el número de parados registrados en la Comunidad autónoma aragonesa haya bajado un 3,13 por ciento, aunque ha advertido de que "el espejismo se despejará en otoño".

El número de parados registrados en la Comunidad autónoma aragonesa ha bajado en 2.921 personas en el mes de junio, un 3,13 por ciento respecto al mes de mayo, con lo que la cifra de desempleados ha sido de 90.494 personas, según los datos facilitados por el Ministerio de Trabajo e Inmigración.

En declaraciones a los medios de comunicación en Zaragoza, Buey ha indicado que "no infunde ninguna confianza ni es símbolo de ningún brote verde, sino que la primavera y el verano generan un incremento del empleo, un espejismo que se despejará en otoño" cuando, a su juicio, "volverá a aumentar el desempleo" en la Comunidad.

En este sentido, el economista del gabinete técnico del sindicato, Carmelo Asensio, ha incidido en que "cualquier reducción de paro es positiva, pero es por la propia actividad estacional, con motivo de la campaña de verano".

"Eso no quiere decir que estemos saliendo de la crisis porque nos tememos que vuelva a subir en otoño y en Aragón podemos llegar tasas del 16 por ciento de paro", ha aseverado.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.