Agentes de la Brigada de Investigación Tecnológica (BIT) de la Policía Nacional desmanteló hace quince días una red de préstamos, organizada por el Grupo Esdinero y Prestamitos, con sede en Palma, tras haber estafado más de 15 millones de euros a cientos de clientes de toda España, y que se saldó con la detención de cinco personas, incluida el máximo dirigente de este chiringuito financiero, Gabriel F.T., quien ingresó el pasado 29 de abril en la cárcel tras no abonar la fianza de 500.000 euros impuesta por el juez.

Así lo informó la Policía Nacional, que explicó que esta estafa piramidal consistía en ofrecer grandes beneficios a corto plazo por la inversión de capital, llegando a entregar a las víctimas sus primeros intereses por sus inversiones con el objetivo de generar confianza.

Así, las víctimas invertían cantidades más elevadas de capital, momento en el que ya no les eran entregados los intereses generados ni se devolvía el capital aportado, lo que motivó que denunciaran el engaño. Asimismo, otra de las empresas de este grupo prestaba dinero con altos tipos de interés a cambio de bienes o joyas.

Los ingresos se realizaban en más de una treintena de cuentas de distintas entidades bancarias, cuyos titulares eran testaferros o sociedades interpuestas. Los agentes investigaron estas cuentas bancarias y 10 sociedades. Las víctimas procedían de distintas provincias españolas, por lo que precisaron la colaboración de las Brigadas Provinciales de Palma de Mallorca Valencia, Alicante, Badajoz, Málaga y Cádiz, y el GRECO de Palma de Mallorca.