Un micrófono abierto le juega una mala pasada a Gordon Brown

  • El primer ministro británico compartió unas palabras con una mujer y al subir al coche oficial dijo que era una "intolerante".
  • Brown aún llevaba puesto el micrófono de una cadena de noticias.
El primer ministro Gordon Brown, en un acto de campaña.
El primer ministro Gordon Brown, en un acto de campaña.
EP / Reuters

El primer ministro británico, Gordon Brown, calificó a una votante de "mujer intolerante" cuando aún tenía el micrófono puesto, mientras hacía campaña este miércoles en Inglaterra.

Gillian Duffy, de 65 años, le hizo a Brown preguntas desafiantes sobre temas como la inmigración, el crimen y la economía mientras hablaban en la localidad de Rochdale, en el norte de Inglaterra.

Al término del intercambio verbal y tras meterse en el automóvil oficial, Brown no se dio cuenta de que todavía tenía pinchado en el traje el micrófono de la cadena Sky News y se le escuchó decir que la conversación con Duffy había sido un "desastre".

"Fue un desastre, nunca me debieron poner con esa mujer. ¿De quién fue la idea? Es ridículo", se le escuchó decir al primer ministro mientras hablaba con un colaborador suyo en el coche. Preguntado qué era lo que Duffy le había dicho, Brown contestó: "De todo, era una mujer intolerante".

Al ser preguntada sobre el incidente, la mujer dijo a los medios británicos: "No he tenido ocasión de escucharlo todavía pero si eso es lo que él ha dicho es muy molesto. Estoy muy irritada".

Tras conocer la polémica surgida por este incidente, Brown pidió disculpas y dijo que no fue su intención ofender a nadie.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento