Palacio de Cibeles
Vista del patio acristalado del Palacio de Cibeles, en un imagen de archivo. ARCHIVO

La mayoría de los mortales miran y remiran presupuestos cuando de hacer obras en casa se trata. Nada que ver con la política doméstica del alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, al que la reforma de la sede municipal del Palacio de Cibeles va a salirle por un ojo de la cara: 96 millones de euros, es decir, unos 1.841 euros por metro cuadrado, más los 367 millones que pagó por el edificio.

El edificio albergará un restaurante con las mejores vistas del centro de Madrid El delegado de Hacienda del Ayuntamiento madrileño, Juan Bravo, explicaba este miércoles que estas cifras son cuatro veces menos de lo que costó una obra "de similares características" en la que llegó a pagarse a 6.785 euros el m2.

La obra en cuestión a la que se refería Bravo no es otra que la reforma del Museo del Prado, pinacoteca que en 2009 recibió 2.764.000 visitas de madrileños y turistas. Pero la inversión en Cibeles deja pequeños los 152 millones que el Ministerio de Cultura se gastó en la reforma de los 15.000 metros del museo.

Según fuentes del sector de la construcción consultadas por 20minutos, una pequeña reforma no costaría más de 600 euros/m2 y hasta 1.200 euros/m2 podrían pagarse en Serrano por una obra de rehabilitación con materiales de primeras calidades.

La obra de la casa política de Gallardón es una de las pocas que no permanecerá estancada durante 2010. Los presupuestos municipales para este ejercicio llegaron con un recorte del 4,2% (217,3 millones menos) y con un total de 4.952,2 millones que pasarán de puntillas por los macroproyectos y equipamientos. Sólo Cibeles (con 37 millones para este curso) y Madrid-Río (al que irán a parar 43,7 millones del Segundo Plan E) se salvan de la tijera.

Deuda millonaria

El alcalde insiste en su proyecto faraónico a pesar de la deuda que ya arrastra el Consistorio madrileño (6.945 millones a 30 de junio de 2009) y de que su megaproyecto costará aún más que la terminal recién inaugurada en el aeropuerto de Málaga (410 millones).

En el Palacio de Cibeles lucirán, eso sí, unas envidiables vidrieras, una cúpula de cristal, grandes espacios culturales para exposiciones permanentes y temporales y un restaurante con magníficas vistas en la sexta planta.

Consulta aquí más noticias de Madrid.