El delegado de Gobierno en Andalucía, Juan José López Garzón, y el alcalde de Sevilla, Alfredo Sánchez Monteseirín (PSOE), presidieron hoy la reunión de la Junta Local de Seguridad, en la que se analizaron los datos recabados por las fuerzas y cuerpos de seguridad de 2009, entre los cuales destacan una disminución del ocho por ciento en los ilícitos penales —delitos y faltas— y un aumento del 1,5 por ciento en el número de detenciones.

En rueda de prensa, López Garzón explicó que los datos de 2009 arrojan un registro de menos delitos y faltas que en 2008, así como más detenciones y eficacia policial que en el anterior ejercicio, con un mayor número de casos resueltos.

Así, el delegado del Gobierno en la comunidad autónoma andaluza explicó que en Sevilla consta la comisión de 22.750 delitos durante el pasado año, lo que supone un descenso del 12 por ciento respecto a 2008, que registró 25.930. La mayoría de los delitos, un 75 por ciento, se produjeron contra el patrimonio, habiendo disminuido en 2009 un 18 por ciento la cifra de estas actividades ilegales.

Asimismo, en 2009 se registraron 31.061 faltas, que en relación con las 32.614 constatadas en 2008 suponen una bajada del 4,7 por ciento, según explicó López Garzón, que también recalcó el incremento de la eficacia policial en cinco puntos.

Respecto a los delitos, fue claro al señalar que "mientras haya una sola persona víctima de un delito quedará mucho por hacer". No obstante, las 6.646 detenciones de 2009 suponen un incremento del 1,5 por ciento respecto a las 6.543 del año anterior. Todo ello, añadió, es consecuencia del trabajo de 1.736 policías en Sevilla capital, un "importante" incremento respecto a los 1.480 que en 2004 desempeñaban su labor en la capital hispalense.

Convenio para los casos de violencia de género

Por otro lado, el delegado del Gobierno en Andalucía informó sobre la próxima firma de un convenio entre el Consistorio hispalense y la Secretaría de Estado de Seguridad para posibilitar una mayor información por parte de la Policía Local en los casos de violencia de género, y que asimismo el resto de las fuerzas y cuerpos de seguridad puedan tener acceso a estas actuaciones en base a un mejor seguimiento policial, judicial y penitenciario de estos casos.

En este sentido, López Garzón recordó que 2009 ha sido un año "malísimo" en lo relativo a la violencia de género, resaltando los "esfuerzos" de la administración para paliar este tipo de sucesos, y señaló que "en pocas semanas" el convenio, que ya se ha suscrito en ciudades como Córdoba, puede estar firmado.

De su lado, Monteseirín centró su intervención en los datos existentes respecto a la aplicación en la ciudad de la Ley Antibotellón, "para conciliar el derecho al descanso de media Sevilla con el derecho a divertirse de la otra media". Así, se han registrado más de 4.000 denuncias, lo que ha supuesto un incremento del 125 por ciento, con un dispositivo policial que ha identificado a 1.737 personas en 2009, un 513 por ciento más que en 2008. Por otro lado, se ha hecho hincapié en el control de los establecimientos públicos, de 1.244 en 2008 a 2.324 en 2009.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.