A este acuerdo llegó esta corriente que forma parte del Consello Nacional del BNG y que introdujo en la Executiva nacionalista a uno de sus miembros, Rafael Vilar, tras el último cónclave de la formación frentista celebrado en mayo y a través de su integración en la lista impulsada por la UPG. También forman parte de este movimiento Noa Presas, quien forma parte, igualmente, del máximo órgano de decisión entre asambleas.

Movemento Galego ao Socialismo reflexionó acerca de su futuro en un encuentro celebrado este fin de semana bajo el epígrafe 'De la teoría a la práctica' y en el que confirmó su idea de que "la clase trabajadora precisa de organizaciones políticas propias", por lo que adoptó la decisión de constituirse con una estructura partidaria a lo largo de este año.

La militancia del Movemento expresó, en sus conclusiones aprobadas unánimemente, que reconoce al BNG como organización frentista en la que desarrollar el trabajo político. No obstante, esta organización "no puede conformarse con la situación actual del frente, sino que quiere impulsar un giro que garantice su carácter asambleario, su apertura a sectores y personas del soberanismo de izquierdas y una línea política para un nacionalismo emancipador".

Asimismo, esta corriente también defenderá una interlocución "sincera y en pie de igualdad" entre el BNG y los movimientos sociales, en particular con el sindicalismo nacionalista representado por la CIG, en aras de un "proyecto nacional y de clase que represente la alternativa del nacionalismo gallego al reformismo sindical".

Asambleas zonas

De esta manera, la corriente dedicará los próximos meses a consolidar asambleas de zona y a impulsar estructuras a lo largo del país. De cara a la consecución de los objetivos, la militancia acordó "garantizar la coordinación entre los niveles zonal y nacional, prestar una especial atención a la formación interna, constituir una comisión específica para coordinar la actuación del frente patriótico y reforzar el flujo de información con la organización juvenil Isca!".

En el encuentro de este fin de semana se dieron por concluidas las tareas de la gestora nacional que regularizó el funcionamiento de la organización durante este año y comenzó a configurar su nueva coordinadora nacional, que se completará en los próximos días con la integración de los miembros de Isca!.

El MGS considera su apuesta la de una "organización de activistas" que asuman un compromiso consecuente, con una actividad diaria en coherencia con los valores transformadores. En este sentido, valoró la necesidad de preservar el ambiente de "confianza, lealtad y camaradería" alcanzado desde la fundación de la organización.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.