La entrada en vigor del nuevo acuerdo marco de residencias de Madrid obliga a trasladar de centro a 649 mayores

  • La Comunidad asegura que los cambios de centro residencial se estudiarán de forma individual y se harán en verano.
  • Hay situaciones motivadas por empresas que no se han presentado al proceso y, otras, por incumplimiento de requisitos.
Imagen de recurso de una residencia para personas mayores.
Imagen de archivo de una residencia para personas mayores de Madrid.
JESÚS HELLÍN/ EP

La Comunidad de Madrid aprobó, el pasado mes de septiembre, un nuevo acuerdo marco para fijar las condiciones de las plazas concertadas en residencias de mayores de la región. Las nuevas cláusulas actualizan las vigentes, que datan de 2017, y suponen una mejora en la atención. Según el Ejecutivo regional, el precio de cada plaza se incrementa un 37,4%, de 54,5 a 74,8 euros, porque se exige a los centros que cuenten con más médicos, fisioterapeutas o trabajadores sociales además de mayor limpieza y mejores comidas, entre otros aspectos.

A tenor de estas modificaciones, la renovación del acuerdo marco posibilita una atención más especializada y beneficiosa, sin embargo, a algunos mayores madrileños que actualmente son titulares de una plaza concertada les generará un inconveniente: tendrán que cambiar de residencia

Hasta 649 personas deberán ser trasladadas en los próximos meses desde su centro actual a otro de la Comunidad, según confirman fuentes de la Consejería de Familia, Juventud y Políticas Sociales a 20minutos. Esta es, detallan, una situación que sucede cada vez que se renueva el acuerdo marco de residencias, que tienen una vigencia de entre dos y tres años. De hecho, en 2017 se encontraron en esta circunstancia 1.005 mayores. 

Hay dos detonantes principales. Uno de ellos es que algunas residencias de mayores que tienen plazas concertadas deciden no renovarlas cuando se tramita un nuevo pliego. Si los usuarios de esas habitaciones quieren seguir pagando precios subvencionados, deben de mudarse de centro cuando las nuevas condiciones entran en vigor. Otra circunstancia habitual es la que representan las residencias que sí optan a tener plazas concertadas, pero no se les conceden desde la Comunidad porque no cumplen con los requisitos mínimos.

En este momento hay 10 centros residenciales que hasta ahora tenían plazas concertadas que no han participado de manera voluntaria en el nuevo proceso, según el departamento que dirige Concepción Dancausa. Además, hay cuatro residencias que han sido excluidas del procedimiento "por falta de documentación y otras situaciones administrativas" que hace que no cumplan lo establecido en el acuerdo, agregan las mismas fuentes.

"La Comunidad de Madrid va a estudiar de manera individualizada las necesidades y preferencias de los 649 usuarios", explican desde la Comunidad, y ha establecido un protocolo de trabajo con el objetivo de "facilitar todo lo posible" el proceso a las familias. La adjudicación del nuevo marco se firmó el pasado 8 de marzo y unos días después se empezaron a enviar misivas a los allegados de las personas que deben ser trasladadas porque sus plazas dejan de estar conveniadas. 

La comunicación explica el por qué de la necesidad del traslado, garantiza la continuidad del servicio y da a los familiares un listado con un centenar de residencias de mayores de la Comunidad con plazas concertadas para que la persona mayor que sea usuaria y su familia comuniquen a la consejería su preferencia por cinco centros.

La respuesta debe producirse en torno al próximo 28 de marzo. "Con esta información se ajustará la oferta de las distintas empresas a la demanda expresada por los usuarios", justifican desde el Ejecutivo, que en los próximos meses tiene que seguir desarrollando los 'flecos' administrativos del acuerdo marco ya adjudicado. De hecho, este proceso es tan complejo que no se espera que los 649 mayores afectados sean trasladados antes del próximo verano con todas las garantías de seguridad y comodidad.

"No podemos elegir sobre lo que no existe"

"La Comunidad nos exige elegir cinco residencias, lo que resulta misión imposible en tan poco tiempo, las familias tendríamos que disponer de una organización de la que no disponemos, en mi caso soy el único familiar directo de mi madre", traslada Concha, hija de una residente que tendrá que ser trasladada de su centro actual, a 20minutos.

Esta madrileña explica que fue la residencia de su progenitora la que le entregó la carta de la Comunidad, el pasado 14 de marzo. "Después de ponerme en contacto con unas cuantas solo he conseguido visitar dos", apunta sobre la búsqueda de un nuevo centro. "De las demás he recibido respuestas como que no tienen plazas concertadas, que no tienen plazas vacantes concertadas o que solo las tienen para personas sin recursos", añade.

"No podemos elegir sobre lo que no existe o no conocemos a través de visitas en persona. Es una especie de muro impenetrable al que nos enfrentamos", insiste Concha sobre el trámite que tiene que enfrentar. Desde el Ejecutivo insisten en que cada caso será estudiado al detalle y pone a disposición de las familias afectadas al personal de la Dirección General de Atención al Mayor y a la Dependencia, un organismo que ha habilitado un correo, infomayorydependencia@madrid.org, para resolver las dudas que puedan surgir a usuarios y familiares.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento