Cuatro cruceros vuelven a coicindir en el puerto de Santa Cruz de Tenerife tras la pandemia de COVID-19

El puerto de Santa Cruz de Tenerife ha vuelto a registrar este martes la presencia de cuatro cruceros en sus instalaciones, con más de 3.000 pasajeros, la primera vez que ocurre tras la pandemia de la COVID-19 y la reactivación de este mercado.
Cuatro cruceros vuelven a coicindir en el puerto de Santa Cruz de Tenerife tras la pandemia de COVID-19
Cuatro cruceros vuelven a coicindir en el puerto de Santa Cruz de Tenerife tras la pandemia de COVID-19
20M EP

Las naves son el Mein Schiff2, con 1.520 pasajeros a bordo, el crucero de gran lujo Hanseatic Inspiration, con aproximadamente 300, y las naves de Fred.Olsen, Bolette y Borealis, que conjuntamente han traído 1.440 cruceristas, británicos en su mayoría.

Estas dos naves han recalado en primera escala al puerto de Santa Cruz como escala integrante de sendas travesías iniciadas en los puertos británicos de Dover y Liverpool, respectivamente, y que les lleva a visitar, además del puerto tinerfeño, los de San Sebastián de La Gomera y Santa Cruz de La Palma.

Los cruceros de Fred.Olsen Lines siguen apostando por La Palma como destino turístico ineludible a pesar de la erupción del volcán de Cumbre Vieja, decisión que el presidente de Puertos de Tenerife, Carlos González, ha agradecido profundamente, invitando asimismo al resto de navieras a seguir recalando sus buques crucero en la Isla Bonita y disfrutando de todo lo que esta ofrece a sus visitantes.

Al respecto, el capitán del Borealis, Rommel Pineda, comentó a Carlos González que su crucero, tras recalar al puerto de La Palma el pasado domingo día 24, realizó una travesía hacia el sur de la Isla, fuera del área de exclusión del volcán, y sus pasajeros pudieron ver desde la distancia la erupción del mismo.

En el transcurso del tradicional intercambio de metopas, el capitán del Bolette, el croata Jozo Glavic, manifestó ser conocedor del puerto tinerfeño, al que ha arribado en varias ocasiones como capitán de otras naves. Avanzó asimismo nuevas escalas para el mes de diciembre, asegurando asimismo que a pesar de la mejoría de la situación aún no se puede dar por cerrada la temporada, a la espera de cómo evolucione el control definitivo del virus.

Por medidas de control de la propagación del COVID19, las navieras cuentan con estrictos controles a bordo, controles que incluyen la reducción del número de camarotes ocupados. El puerto de Santa Cruz de Tenerife prevé cerrar este año con unas 202 escalas de cruceros, cifra que no obstante sigue sometida a los vaivenes del mercado, aún en recuperación

Mostrar comentarios

Códigos Descuento