Fran Rivera defiende la "mano dura" con los deportistas jóvenes: "El que no aguanta eso no llegará a nada en su vida"

Fran Rivera, colaborador de 'Espejo público'.
Fran Rivera, colaborador de 'Espejo público'.
ATRESMEDIA

Fran Rivera ha entrevistado este martes en el programa Espejo público al nadador profesional David Meca. El campeón de 28 copas del mundo, entre otros muchos premios nacionales e internacionales, ha detallado cómo fueron sus comienzo y cómo pudo superar las dificultades físicas con las que tuvo que convivir cuando tan solo era un niño. 

El campeón del mundo ha destacado la labor de uno de sus entrenadores al que llamaban el animal por su dureza a la hora de instruir a sus alumnos. "A todo le tenías que decir que sí, te gritaba a diez centímetros de la cara, y te escupía, pero es el que me convirtió en campeón del mundo", ha explicado Meca. "Lo echaba a pelear con mi abuelo", ha contestado Fran Rivera entre risas. 

El nadador ha explicado que no le gustaría convertirse en entrenador, ya que seguiría el camino del "animal" y que, actualmente, no se puede tratar de esa manera a un niño, ya que todo está más controlado. El campeón ha comentado que "sin llegar al extremo", la dureza en los entrenamientos es positiva. "Pegar, evidentemente, no, pero yo creo que a los hijos un azote a tiempo...", ha añadido el torero. 

"Se ha criticado mucho a entrenadores de mano dura, pero yo creo que, sin pasarse, tiene que ser así", ha comentado Meca. La presentadora Susanna Griso, sorprendida con el testimonio del entrevistado, ha denunciado los métodos que el nadador ha narrado. 

Llevar al límite a los deportistas

"¿Te has empeñado en defender al entrenador?", ha preguntado la comunicadora. "Yo sí defiendo que hay que exigir a los niños, a los deportistas, hay que llevarlos al límite", ha contestado el colaborador. La presentadora ha defendido que a veces ese nivel de exigencia hace que algunos se queden a medio camino, a lo que Fran Rivera ha respondido: "El que no aguanta eso no llegará a nada nunca en su vida". 

El diestro ha contado que su abuelo le enseñó todos los secretos del mundo del toreo, pero siempre con "mano dura". "Mi abuelo era espartano total y super radical. Menos pegarme, me hacía prácticamente de todo. Y yo se lo agradezco, si no hubiese sido por mi abuelo, posiblemente, no habría llegado", ha comentado el colaborador 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento