Cultivo de plátanos
El cultivo del plátano en La Palma Wikipedia / Luc Viatour

El Congreso de los Diputados quiere transmitir imagen de austeridad debido a la crisis económica y ha empezado a mirar con lupa y a endurecer los criterios a la hora de autorizar los viajes de sus señorías.

Debido a ello, la Mesa del Congreso (órgano de dirección de la Cámara Baja) acaba de paralizar dos viajes a China y Canarias que habían solicitado dos parlamentarios y presidentes de dos comisiones del Congreso, la de Agricultura y la de Economía.

El coste del viaje a Canarias era de 690 euros por diputado; el coste total del viaje a China: 52.810 euros

La comisión de Agricultura, formada por 60 diputados, quería viajar a La Palma del 16 al 19 de abril invitada por el Cabildo de la isla para estudiar el cultivo del plátano.

El coste, que lo tenía que pagar el Congreso, ascendía a unos 690 euros por diputado.

El segundo viaje fue solicitado por la Comisión de Economía. La petición incluía el traslado de cinco parlamentarios entre el 12 y el 19 de abril para atender una invitación cursada por la Asamblea Popular China. El coste para las arcas públicas del Congreso era de 52.810 euros.

Ambos viajes han tenido la misma respuesta: no. Al menos, de momento. La Mesa ve una barbaridad pagar el viaje a 60 señorías y como mucho estaría dispuesta a autorizar el desplazamiento de cuatro. El de China es "demasiado caro teniendo en cuenta los tiempos que corren", señalan fuentes del Congreso.

Presupuesto: 7,2 millones

Este año, el Congreso ha presupuestado 7,2 millones para los viajes de sus señorías, aunque el objetivo es cuidar la imagen de todas las decisiones que se tomen.

Un portavoz del Cabildo de La Palma señaló a 20 minutos que su invitación es "para el número de diputados que la Mesa del Congreso estime oportuno".

La Mesa de la Cámara Baja también ha decidido reducir los llamados grupos de amistad. Hasta ahora había 32 delegaciones de diputados que viajaban a otros países para fortalecer vínculos políticos y económicos. Ahora se han reducido a 13.

También se ha rebajado el número de parlamentarios que componían esas delegaciones. Antes podían viajar hasta 16 diputados, ahora la Mesa sólo autoriza como mucho a cinco.


Los trabajos fuera del Congreso

Aunque los grupos parlamentarios han decidido hacer públicas las actividades de sus señorías al margen del Congreso, la comisión que lleva este asunto, la del Estatuto del Diputado, aún no ha decidido cómo se van a hacer públicas, aunque algunos grupos, como IU o el PSOE, abogan por la total transparencia a través de la web del Congreso.

Y es que los vientos de transparencia parecen haber llegado al Congreso y al Gobierno, que acaba de aprobar la ley que obligará a los ministros a hacer público su patrimonio.