El Govern instalará en Menorca 28 baldosas en homenaje a las víctimas del nazismo y el franquismo

El secretario autonómico de Sectores Productivos y Memoria Democrática, Jesús Jurado, ha anunciado este miércoles en Menorca la próxima instalación de 28 baldosas para rendir homenaje a las víctimas del nazismo y del franquismo, una iniciativa que se enmarca dentro del proyecto internacional Stolpersteine impulsado por el artista alemán Gunter Demnig.
Presentación de las piedras de la memoria en Menorca
Presentación de las piedras de la memoria en Menorca
CAIB

Jurado ha explicado que, en concreto, en la isla se colocarán 20 piedras doradas Stolpersteine, que corresponden a las víctimas del régimen nazi. En este punto, ha remarcado que ya en 2018 se colocaron tres bloques de este tipo en Ciutadella, por lo que no son las primeras que se instalarán en Menorca.

En este caso, ha indicado que hay baldosas dedicadas a personas que fueron asesinadas en campos de exterminio, pero también a otras que sobrevivieron. Algunas de las piedras Stolpersteine que se colocarán en la isla próximamente corresponden a Vicenç Ferrando, Sebastià Garriga, Leandro Pons y Tomeu Mascaró, entre otros.

Se trata de piedras elaboradas a mano con una placa de latón, que contiene información sobre cada una de estas víctimas de los campos de concentración como el nombre, la fecha de nacimiento, el lugar y la fecha de detención, en qué campo de concentración fueron deportados, la fecha de la muerte o si fue liberado.

Por otro lado, se colocarán ocho piedras plateadas a través de la cuales se homenajean a las víctimas del régimen franquista. En concreto, el secretario autonómico de Sectores Productivos y Memoria Democrática ha destacado las baldosas dedicadas a Floreal Barber, que fue jugador de fútbol y cantante del Orfeón Mahonés, y al maestro Àngel Muerza, que murió asesinado en La Mola "como una muestra de la persecución de la que fueron objeto una serie de intelectuales comprometidos con la República".

En este caso se trata de piedras con una placa de acero inoxidable que contiene información de la víctima como el nombre, lugar de nacimiento, momento de la detención, dónde fue encarcelada y la fecha y el lugar donde fue asesinada.

"La memoria democrática es una cuestión de derechos humanos, de reconocimiento a todas las personas que lucharon, que fueron perseguidos y sufrieron torturas y muchas de ellas fueron asesinadas", ha dicho Jurado, quien ha remarcado que con la instalación de estas baldosas "queremos luchar contra el olvido de estos nombres y estas historias". Jurado ha hecho hincapié en que las piedras se sitúan frente a las casas donde vivieron las personas homenajeadas o en las plazas donde pasearon.

Por su parte, la presidenta del Consell Insular de Menorca, Susana Mora, ha apuntado durante su intervención que "una sociedad que quiere prosperar es aquella que conoce su historia porque aquella que no la conoce está condenada a repetirla". En este sentido, ha remarcado que dar pasos para recuperar la memoria histórica y democrática es "imprescindible".

Finalmente, el conseller insular de Educación y Cultura, Miquel Àngel Maria, ha valorado muy positivamente esta iniciativa impulsada desde el Govern y ha aprovechado su intervención para concluir que "desafortunadamente, en los tiempos en los que vivimos, el fascismo rebrota y vuelve a ser un enemigo a batir, no a través de la violencia, sino con el arma de la razón y la democracia".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento