Una mujer de 43 años, de nacionalidad marroquí, ha sido condenada a tres años y medio de cárcel por asestar un navajazo en el cuello a un compatriota que regentaba un puesto en un mercadillo de la ciudad de Alicante, tras discutir por dos euros.

Según la sentencia de la sección Primera de la Audiencia de Alicante, esta mujer, Halima B., acudió el 9 de febrero de 2008 a las 12.15 horas al mercadillo de Campoamor y se acercó al puesto de ropa usada amontonada en el suelo de la víctima, Mohamed K.

Cogió algunas prendas y Mohamed K. le pidió dos euros, lo que originó una discusión entre ambos en el transcurso de la cual la mujer sacó una navaja de barbero.

Con ella, le asestó un navajazo en el cuello que alcanzó la yugular y la carótida, con un corte de 13 centímetros, y emprendió la huida sin que conste que se llevara ropa alguna.

La navaja fue hallada por agentes del Cuerpo Nacional de Policía en la persiana de un locutorio de la cercana avenida de Jijona después de que la agresora fuera detenida, lo que refleja que la abandonó allí en su trayecto.

La víctima tardó 38 días en curarse y, según la sentencia, la atención hospitalaria generó una tasa de 1.987,2 euros.

Además de la pena privativa, la condenada deberá indemnizar a la víctima con 7.800 euros (6.000 por las secuelas, 240 por los días de estancia hospitalaria, 1.350 por la incapacidad y 210 por los de curación extrahospitalaria) y pagar al Hospital General los 1.987,2 euros invertidos en la asistencia. El tribunal la absuelve del delito de robo al no quedar acreditado que se apoderada de prenda alguna, y rechaza la versión de la defensa de que actuó en defensa propia.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ALICANTE