Leónidas Vargas, de humilde expendedor de carne de pueblo a poderoso capo

Leónidas Vargas Vargas, bajando de un avión escoltado por policías colombianos. (Imagen: CNN+)
Leónidas Vargas Vargas, bajando de un avión escoltado por policías colombianos. (Imagen: CNN+)

El narcotraficante colombiano Leonidas Vargas Vargas, asesinado este jueves en una habitación del Hospital Doce de Octubre de Madriad, pasó de humilde expendedor de carne a ser uno de los más ricos capos de la droga de su país.

Vargas Vargas, alias "El viejo" o "El rey del Caquetá", por el departamento en el que nació, en el sur, fue socio en la década de 1980 del también abatido mafioso Gonzalo Rodríguez Gacha, alias "El mexicano", jefe militar del extinguido cartel de Medellín, por entonces la más poderosa organización criminal colombiana y que dirigía Pablo Escobar.  El Caquetá, departamento natal de Vargas Vargas, es un territorio de fuerte presencia de guerrilleros de las

Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), con los que, según algunas autoridades, mantuvo algunas alianzas, especialmente en negocios de narcotráfico.

"El Viejo"
descendía de una familia campesina, de colonos del territorio amazónico del Caquetá y tuvo pocos años de estudio en una escuela de esa región, y pese a ello se convirtió en uno de los narcotraficantes más poderosos de Colombia.

Leonidas Vargas Vargas también fue acusado en su momento, hace más de dos años, de
organizar bandas de sicarios en su departamento, según un documento del Programa de Derechos Humanos adscrito a la Vicepresidencia colombiana.

Fue condenado a 19 años de cárcel por la justicia colombiana en septiembre 1995, acusado de
narcotráfico y enriquecimiento ilícito y también a 26 años por homicidio y porte ilegal de armas.

Uno de los 'narcos' más buscados

Siete años después sin embargo, recobró la libertad, gracias a beneficios de reducción de penas por estudios y buena conducta, y desde 2003 le fueron confiscados bienes en distintas ocasiones por algo más de 40 millones de dólares. En Madrid detenido por la Policía Nacional en 2006, con un pasaporte falso venezolano cuando se disponía a viajar a la fase final del Mundial de Fútbol de Alemania.

Las autoridades colombianas recordaron entonces que Vargas Vargas figuraba en una lista de los 19 narcotraficantes más buscados del país, por cada uno de los cuales se ofrecían cinco millones de dólares.

Vargas Vargas se encontraba en el Doce de Octubre aquejado por dolencias cardiacas y respiratorias, enfermedades que padeció durante buena parte de sus últimos años. Estaba en libertad bajo fianza.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento