Prisión sin fianza para el conductor que atropelló un Guardia Civil y se fugó

  • Ocurrió después de una persecución que empezó en Oviedo.
  • Se trata de un joven de 23 años de Cabañaquinta.
  • CONSULTA MÁS NOTICIAS DE OVIEDO Y GIJÓN
Un plano del lugar donde ocurrió el atropello
Un plano del lugar donde ocurrió el atropello
R. A

El Juzgado de Instrucción número 2 de Mieres ha decretado hoy la prisión comunicada y sin fianza para Marcos Rodríguez González, el joven de 23 años acusado de conducir el coche que el miércoles arrolló en un control de carretera a un Guardia Civil que se encuentra en estado grave.

Además, ha decretado la libertad provisional con cargos para su hermano Abel, que viajaba en el mismo coche.

El agente P.S., de 37 años, permanece ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) con respiración asistida por las lesiones que le provocó el ser arrastrado durante más de 20 metros por el coche en el que viajaban los dos hermanos.

Los jóvenes, vecinos de Cabañaquinta, fueron detenidos la noche del miércoles en Caborana después de horas de búsqueda.

Un poco de memoria

Empezó en la capital asturiana. En el entronque de Aureliano San Román y Turina, una patrulla de la Policíadetuvo el coche cuyo conductor había hecho un giro indebido en Bermúdez de Castro.

Un agente bajó del coche para identificarle cuando el turismo, un Mitsubishi Eclipse, aceleró y el policía tuvo que tirarse a la vía para evitar que le atropellaran.

Se fue por la Ronda Sur en dirección a Mieres por la A-66. Una compañía de la Guardia Civil le esperaba interceptar en la AS-112 en sentido Moreda.

Iba sin luces y a gran velocidad

Cuando apareció el coche, sin luces y a gran velocidad, pasó por el pasillo que habían hecho dos vehículos oficiales, embistió a uno de los agente, lo atropelló y arrastró unos 20 metros y se dieron a la fuga.

CONSULTA MÁS NOTICIAS DE OVIEDO Y GIJÓN

Mostrar comentarios

Códigos Descuento