Hay bandas que se dan a conocer con timidez, con pasos cortos. No es el caso de Krakovia. Se ha colado en el elitista reducto de grupos revelación del año con un rock contundente y una puesta en escena tan cuidada y tan espectacular que no deja indiferente a nadie.

Dos son las grandes bazas de esta banda: su apuesta por el rock de los 50, que le da un regusto de clásico a cada uno de sus temas; y su querencia por el vodevil. Un cabaret es en lo que convierten cada local por el que pasan. Y gran culpa de ello la tiene la cantante.

A sus 22 años, la granadina Irene López Mañas se convierte cada noche sobre el escenario en Vinila Von Bismark. Cantante y bailarina de burlesque, la sensualidad que exhibe en cada actuación mantiene hipnotizado a gran parte del público.

Pero no está sola sobre el escenario. Le acompaña todo un personaje, Petra Flurr, un punk surgido de la escena underground de Berlín que no sólo canta, sino que también escribe las letras de Krakovia. Más discreto es su ‘alma mater´, David Kano, miembro de Cycle.

Playa Club. Andén de Riazor. Viernes a la medianoche. Las entradas cuestan 15 euros.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE A CORUÑA