Susanna Griso responde a la polémica sobre la marca Conguitos como madre de una niña de origen africano

La presentadora Susanna Griso posa en un evento en Madrid.
La presentadora Susanna Griso posa en un evento en Madrid.
GTRES

El movimiento Black Live Matter ha despertado un nuevo debate antirracista que repercute a distintos ámbitos: desde el mundo del cine, afectando a clásicos como Lo que el viento se llevó, hasta productos cosméticos como pastas de dientes blanqueantes o cremas hidratantes. 

El programa Espejo público ha tratado el tema este lunes en directo y los colaboradores de Antena 3 han profundizado en varios aspectos pasando por el uso del lenguaje. "Te hizo el libro un negro" o "no hay moros en la costa" son algunas de las expresiones del castellano que tienen una connotación racista y que, según ha opinado Susanna Griso, "debemos desterrar" del día a día. 

La presentadora ha comentado que le parece algo excesivo que algunas marcas de cosméticos eliminen sus etiquetas de "dentífrico blanqueante" o crema para "piel clara". "Los dientes, seas negro o blanco, son blancos", ha añadido la presentadora, que ha confesado envidiar el esmalte de las personas de color. 

Pero sin duda una de las polémicas más controvertidas de los últimos días ha sido las críticas recibidas por parte de la marca Conguitos. La connotación racista de la mascota del producto al tratarse de cacahuetes rodeados de chocolate ha hecho que una asociación ciudadana vuelva a denunciar al grupo empresarial La casa. 

"Llegará un momento en el que crezca y se sienta molesta"

"Yo soy madre de una niña negra y con el tema de los Conguitos, el helado Negrito, que es lo que le gusta a ella, me resulta...", ha explicado la presentadora del magazine matutino de Antena 3. Sus compañeros han preguntado si la menor es consciente del doble sentido de estos productos y la conductora del programa ha explicado que es demasiado pequeña, "pero llegará un momento en el que crezca y se sienta molesta". 

Susanna Griso adoptó en 2018 a Dorcette, una niña procedente de Costa de Marfil y a la que la presentadora y su marido Carles Torras esperaron durante ocho años de trámites. La periodista explicó en otro de sus programa que recurrió a la adopción internacional, ya que al tener dos hijos biológicos en España se complicaba el procedimiento. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento