Sarkozy ha señalado en rueda de prensa que defenderá ante Bush que  "España debe estar en la cumbre de Washington 'por sentido común', es la octava economía del mundo".

Francia "no tiene ningún problema para permitir a España usar una de las dos sillas" que tiene en la cumbre del G20 del próximo día 15 en Washington para la reforma del sistema financiero.

"Sería difícil explicar que la octava economía del mundo, España, no se puede sentar con las veinte economías más importantes", comentó.

Sería difícil explicar que la octava economía del mundo no se puede sentar con las veinte economías más importantes

Posición común de la UE

Los líderes de la Unión Europea (UE) mantienen una "posición común muy precisa" de cara a la cumbre financiera del G20 y quieren que en esa cita se adopten medidas concretas, según ha asegurado el presidente francés, Nicolas Sarkozy

En rueda de prensa al término de la reunión informal de los Veintisiete para preparar la cumbre de Washington, Sarkozy recalcó que los líderes están de acuerdo en la necesidad de "hablar con una sola voz" para promover la reestructuración del sistema financiero.

También coinciden en que la cita del día 15 no puede ser un mero intercambio de puntos de vista; deben adoptarse "decisiones firmes y ambiciosas", subrayó Sarkozy.

Zapatero, "agradecido", pide paciencia

El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, se mostró muy agradecido por las palabras de Nicolas Sarkozy, aunque se mostró cauto con las medidas y pidió paciencia. "Tengamos prudencia, aún no hay una decisión. Sarkozy y los datos objetivos de España son favorables, nada más, no es una decisión fácil".  

Además, aclaró que "la invitación corresponde al país que convoca la reunión". En este caso, Estados Unidos. "España tiene razones objetivas para estar en Washington", razonó Zapatero.