"Rey Zambada"
Jesús Reynaldo Zambada (d), de 47 años, alias el "Rey Zambada", fue detenido junto a otras 15 personas (Mario Guzmán/EFE) Mario Guzmán (EFE)

Las autoridades mexicanas detuvieron al presunto narcotraficante Jesús Zambada García, considerado uno de los cabecillas del "cartel del Pacifico", y a otras 15 personas sospechosas de estar implicadas en dicha organización, informó este miércoles el fiscal general, Eduardo Medina Mora.

Zambada García, también conocido como Reynaldo Zambada o "rey Zambada", de 47 años y originario de Culiacán (Sinaloa, noroeste), es hermano de Ismael "el Mayo" Zambada, uno de los principales narcotraficantes de México y socio de Joaquín "El Chapo" Guzmán, líder del cartel de Sinaloa.

El detenido se ocupaba de la actividad criminal del cartel en el Valle de México y de la importación de cocaína y precursores para producir metanfetaminas llegadas de Sudamérica a través del aeropuerto del Distrito Federal.

El detenido se ocupaba de la actividad criminal en el Valle de México y de la importación de cocaína
También controlaba las operaciones de los estados costeros del Pacifico, en el centro y sur del país, señaló el fiscal.

"El rey Zambada" esta vinculado a recientes enfrentamientos contra integrantes del cartel del Golfo de México por el control de las rutas de contrabando, según la Fiscalía.

El nombre de Reynaldo Zambada aparece en "mensajes dejados en los cuerpos de varias personas asesinadas con violencia extrema", apuntó Medina Mora.

Su hijo y su sobrino

El presunto narcotraficante fue detenido en la capital mexicana el pasado lunes junto a otras quince personas, entre las que se encuentran su hijo Jesús Zambada Reyes, de 21 años, y su sobrino Juan José Parra Zambada alias "el Juanjo", de 33 años.

También fue detenido en la operación su brazo derecho, Ricardo Flores Quintana o Ricardo Arrollo Escobar, alias "el Richard", de 31 años, hijo de Yajaira Escobar, colombiana y actual esposa de Jesús Zambada García.

Los policías que participaron en la operación fueron recibidos a balazos
Los sospechosos fueron detenidos gracias a una denuncia anónima que reveló su paradero, según la mencionada fuente.

Arsenal

Agentes federales y de la policía metropolitana se desplazaron al lugar, donde fueron recibidos a balazos.

En la operación, las fuerzas de seguridad se incautaron de diverso armamento, entre el que había varios fusiles de asalto decorados con ricos ornamentos en oro, plata o piedras preciosas.