BRUSELAS (Reuters) - Los enviados de la Unión Europea acordaron el miércoles un plan de 'tarjetas azules' de vía rápida para atraer a trabajadores inmigrantes altamente cualificados de los países en desarrollo, en un intento por competir con la 'tarjeta verde' estadounidense, informó la presidencia francesa de la UE.

La 'tarjeta azul', válida durante un máximo de cuatro años, ofrecerá a los candidatos permisos de trabajo de forma más rápida y facilitará la reunificación familiar de los inmigrantes, así como encontrar una vivienda pública y adquirir un estatus de residente a largo plazo.

Pretende que el bloque sea más competitivo en su pugna con Estados Unidos y otras sociedades occidentales envejecidas en busca de codiciados trabajadores tecnológicos y personal sanitario del mundo en desarrollo, cada vez más necesarios para cubrir desfases laborales.

Los trabajadores extranjeros altamente cualificados suponen un 1,7 por ciento de los inmigrantes en la UE, en comparación con el 9,9 en Australia, el 7,3 por ciento en Canadá y el 3,2 por ciento en Estados Unidos, según datos de la UE.

Los analistas creen que el plan de la 'tarjeta azul' no será suficiente para atraer a personal puntero y competir con la tarjeta verde de EEUU porque ofrece acceso a un solo país en un momento lado, no a libertad de movimientos dentro del mercado único europeo.

Tras 18 meses con una 'tarjeta azul' en un estado de la UE, el inmigrante podría trasladar a su familia y trabajar en otro país europeo, pero aún así tendrá que pedir una nueva 'tarjeta azul' un mes después de su llegada.

Esta cláusula se requiere sólo en países decididos a mantener su soberanía nacional sobre el mercado laboral, como Alemania.

El hecho de que la tarjeta no sea válida automáticamente para toda la UE acaba con la mayor ventaja de tener un plan de ámbito europeo porque da acceso a un mercado mucho más pequeño y con menores oportunidades, dice Jakob von Weizsaecker, del centro de estudios de política económica con sede en Bruselas, Bruegel.

'Es claramente un paso en la dirección correcta pero no preveo que sea un gran éxito porque si lo comparas con Estados Unidos, un título similar da acceso a todo el mercado estadounidense', dijo el especialista en mercado laboral alemán.