Radares, todo lo que debes saber: tipos, ubicación y los famosos 'cascada'

  • Según la información de la DGT, hay más de 2.000 radares entre fijos y móviles colocados por toda la red de carreteras españolas.
  • La DGT también está en Social Drive (y no por el mismo motivo que los conductores).
Un radar de velocidad, en una imagen de archivo.
Un radar de velocidad.
EUROPA PRESS/SUBDELEGACIÓN DEL GOBIERNO - ARCHIVO

Pese a que cada año los accidentes de tráfico disminuyen, todavía mucho camino por correr. Y, además de aumentar la seguridad en la carretera, respetar los límites de velocidad ahorrará varios cientos de euros y la pérdida de puntos del carnet a los que piensan que las autovías son circuitos de carreras.

Para evitar sorpresas en forma de multa y saber qué puedes encontrarte en el camino, es mejor conocer los tipos de radar que hay y cómo funcionan. También es posible saber sus ubicaciones, aunque está prohibido usar inhibidores de detectores de velocidad, lo que ayudará a ser más constantes durante el trayecto (¡y ahorrar combustible!).

Radares móviles y fijos

Según las actualizaciones de la DGT, a fecha del 20 de enero de 2020, hay más de 2.000 radares fijos y móviles en las carreteras españolas. Las ubicaciones de estos dispositivos son públicas y la propia Dirección informa de su posición, ya que la intención de los detectores de velocidad es disuadir al conductor y no recaudar a través de sanciones.

Los radares móviles son aquellos que la policía monta en dispositivos temporales y de manera disimulada en los arcenes de la carretera. Pueden estar incluidos dentro de un coche de paisano o montarse encima de un trípode. Uno de los radares móviles más famosos es el helicóptero Pegasus, que detecta más infracciones a parte de la de velocidad.

Los radares fijos, sin embargo, son aquellos de tipos cabina, los que se colocan en los carteles o los que calculan la velocidad de tramo, para evitar que la reducción de la velocidad sea únicamente momentánea. También existen los radares fijos colocados en un poste, pero según la página oficial de la ITV son muy poco frecuentes.

Y por último, están los radares cascada. Son una combinación entre los móviles y los fijos que pretende acabar con la costumbre de levantar el pie del acelerador cuando se pasa bajo el radar y volver a pisarlo a fondo cuando se está fuera de peligro. En ese supuesto momento de aceleración, hay un detector móvil que pillaría a los conductores in fraganti. Esta modalidad ha sido muy usada durante el año pasado y se espera que este 2020 también sea uno de los radares estrella. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento