Armengol dice "constitucionalistas" son "los que defienden la unidad de España y los refirmistas de la Carta"

La presidenta del Govern, Francina Armengol, ha reivindicado este viernes en el Día de la Constitución que los "constitucionalistas" son "los que defienden la unidad del Estado pero también los que quieren reformar la Carta Magna" y, en este sentido, ha añadido que el marco "no puede ser rígido" y ha abogado por "una lectura más abierta".
La presidenta del Govern, Francina Armengol, en el acto de celebración del Día de la Constitución
La presidenta del Govern, Francina Armengol, en el acto de celebración del Día de la Constitución
CAIB

"La Constitución no es solo un libro de instrucciones sobre el funcionamiento del Estado, es mucho más, y, por eso, no podemos permitir que se instale este reduccionismo que nos empobrece a todos. La etiqueta de constitucionalistas no puede servir para confundir, identificando como defensores de la Carta Magna a los que solo defienden un artículo", ha dicho durante su intervención que ha clausurado el acto.

En este sentido, ha defendido algunos de los otros artículos que conforman de la Constitución sobre la igualdad, blinda el artículo 7; la educación en libertad y para todo el mundo, en el 27; el de salud pública y obligación pública de garantizarla, en el 47.

"ACTUALIZACIÓN DE LA CONSTITUCIÓN QUE ABORDE LA INSULARIDAD"

Asimismo, Armengol ha afirmado que es "necesario" impulsar una actualización de la Constitución para encontrar un "encaje donde quepamos todos", por lo que ha apostado por una opción que "aborde de forma valiente condicionantes tan importantes como la insularidad".

En esta línea, Armengol ha recordado que se está ante "el momento más decisivo que ha vivido la actual generación" y que "obliga a tomar ejemplo" de los impulsores "de una democracia moderna y fuerte, que puede plantearse nuevos consensos que mejoren".

"Tenemos que ser capaces de reforzar y aclarar competencialmente nuestro modelo territorial, de hacer cumplir artículos que hoy siguen sin efecto real, de actualizar el texto para adaptarlo a una realidad social muy diferente de la de hace 41 años y lograr una cohesión intergeneracional ineludible después de cuatro décadas", ha remarcado la presidenta.

REFORMA DEL SENADO

Por otro lado, Armengol ha pedido una reforma del Senado para que se convierta en una "cámara de representación territorial que plasme la diversidad del Estado y sus pueblos" y, así, permita a cada territorio "desarrollarse al ritmo que reclamen su ciudadanía y sus necesidades".

"Las respuestas a nuestras tensiones territoriales y las soluciones a algunos de los desafíos clave de los próximos años están en la Constitución. Una Constitución que queremos viva, actualizada, preparada para afrontar nuestros retos", ha explicado.

De hecho, ha reclamado un sistema de financiación "transparente, que responda a la generosidad solidaria de nuestros ciudadanos y ciudadanas garantizando los mismos niveles de calidad en los servicios esenciales que en resto del Estado".

"No podemos pasar a la historia como la generación que hizo fracasar la Constitución del 78 por nuestra incapacidad para profundizar. Por nuestro inmovilismo a la hora de renovar el acuerdo. Por nuestra falta de compromiso con el diálogo y la convivencia", ha subrayado Armengol.

En esta línea, ha explicado que este acuerdo "necesario" tiene que servir para "mejorar el modelo educativo, para frenar el cambio climático, para que la prosperidad sea un motor de oportunidades, para encontrar siempre una solución dialogada, para derrotar la violencia y la discriminación y para blindar una sociedad en la que quepa todo el mundo".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento