Siendo serios, ¿a quién se le ocurriría una canción sobre una chica con marcapasos y los desastres que provoca a su alrededor?, ¿quién, con esta historia, es capaz de poner a bailar a media España?, ¿quién suelta frases como «sufre mamón» o amenazas del tipo «te retorcerás entre polvo pica-pica»? Pues propuestas de este tipo fueron todo un éxito. Visto con la perspectiva del tiempo, Hombres G roza una genialidad sorprendente.

Y si no, que se lo pregunten a los miles de coruñeses que esta noche saltarán en el Coliseo al ritmo de unos singles que son un himno para casi todos los que eran adolescentes allá por los 80. Ha pasado más de un cuarto de siglo y los ingredientes que conforman el éxito de David Summers y su banda no han pasado de moda.

Un punto chulesco (en el mejor sentido), un lenguaje callejero-juvenil y unas historias que bien podrían presumir de su humor negro son las bazas de estos veteranos. Un paréntesis de 10 años explica que vayan por su décimo disco y aún digan cosas como «estoy de puta madre».

... Y siguen los tributos

Hombres G sigue en la brecha. Desde su regreso en 2002, ya ha sumado unos cuantos singles, pero ni con ésas podrán librarse de sus temas ochenteros. Son los que pide el público y los que sus fans incluyen en los numerosos discos de tributo que le brindan. El último, Los chicos del barrio, acaba de ver la luz.

* Coliseo. Avenida de Alfonso Molina. Viernes, a las 22.30 horas. Las entradas cuestan 22 euros.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE A CORUÑA