Los expertos alertan: los peligros para nuestros hijos pueden estar en nuestra casa, ‘metidos' en algo aparentemente tan inofensivo como una pantalla de un ordenador.

Son las bondades y los peligros de Internet. El 64% de los asturianos de entre 8 y 16 años lo tienen en casa (43.200) aunque el porcentaje de usuarios es mayor.

Se conectan el 73,8% de los menores con esta edad. En números reales son 49.820 chavales y la mayoría navega a sus anchas ya sea en su casa, en la de un amigo o un familiar, en un ciber o en el colegio.

Según el estudio Internet y familia elaborado por la Fundación CTIC , el 34,3% de los que se conecta en casa lo hacen sin que sus padres estén delante «nunca» y el 34,9% lo hacen «pocas veces» acompañados.

La mayoría de los padres les ponen límites, muchos para evitar que los niños visiten webs de sexo o violencia, o que se conecten muchas horas.

También les dicen que no den datos personales ni participen en chats.

Pero lo cierto es que no hacen mucho caso. El 42% de los menores usuarios de Internet (20.923) chatea y el 31% (15.443) lo hace todos los días.

Lo normal es que adopten un nick para identificarse en vez de dar su nombre. Pero después las medidas de seguridad se van diluyendo.

El 35% se cita a ciegas con otras personas conocidas por la Red.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE OVIEDO Y GIJÓN