FGV prevé que la futura línea 10 de Metrovalencia pueda transportar hasta 6,2 millones de viajeros al año

  • Un estudio incluido en la última licitación analiza la demanda e incluye ampliaciones a La Marina y a La Fe.
  • Solo el tramo inicial entre la calle Alacant y Natzaret puede mover hasta 3,28 millones de usuarios.
  • La duración de todo el recorrido se estima en 15 minutos, con una oferta de seis tranvías por sentido y hora.
  • Un tapiz rodante desplazará a 2.400 pasajeros al día entre las estaciones de Alacant y Xàtiva.
Las primeras obras de la línea se han retomado en el tramo final de la avenida Amado Granell.
Las primeras obras de la línea se han retomado en el tramo final de la avenida Amado Granell.
20MINUTOS.ES

La nueva línea 10 de Metrovalencia, cuya puesta en servicio está prevista para 2021 (una década después de que el anterior Consell del PP paralizara las obras por falta de presupuesto), podrá alcanzar, en el escenario más favorable, una demanda de hasta 6,23 millones de viajeros al año.

Esta estimación incluye no solo el tramo inicial entre la céntrica calle Alacant y el barrio de Natzaret, sino dos futuras extensiones de la línea hacia puntos neurálgicos de la ciudad como son el Hospital La Fe, en Malilla, y La Marina, en la fachada marítima.

Trazado de la L10 de Metrovalencia y futuras ampliaciones.
Trazado de la L10 de Metrovalencia y futuras ampliaciones.

Así consta en un estudio de análisis de la demanda encargado por Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) e incorporado como anexo en la licitación más importante de la línea, la que se refiere al tramo subterráneo entre el centro de València y la avenida Amado Granell, que fue publicada el pasado 16 de septiembre tras la autorización por parte del Consell.

Este concurso, que asciende a 33,2 millones de euros (de los 50 millones que costará finalizar todo el trazado) supondrá el remate de las estaciones subterráneas y del túnel que las une hasta la rampa de salida al tramo en superficie, situado a la altura de la avenida Hermanos Maristas.

En sus conclusiones, el documento de demanda dibuja un escenario con una oferta concreta para poder proyectar el posible uso. Este plan de servicios, proporcionado por FGV, prevé seis tranvías por hora y sentido en el tramo Alacant-Natzaret, con un tiempo total de recorrido de 15 minutos. En el escenario de una prolongación hasta La Marina, el recorrido duraría 24 minutos, mientras que una extensión hasta La Fe conllevaría un recorrido de 11 minutos desde el centro de la ciudad.

Respecto a la demanda potencial, el análisis tiene en cuenta dos factores. En primer lugar, la estimación de usuarios por motivos asociados al ocio o al turismo, ya que el trazado discurre por la Ciudad de las Artes y las Ciencias y entornos comerciales. En segundo lugar, tiene en cuenta el incremento de la demanda por la consolidación de las actuaciones urbanísticas en los terrenos del PAI del Grao y de Quatre Carreres.

En el primer caso, el estudio ha analizado los resultados de las encuestas de transporte público para la línea 35 de la EMT, con un recorrido similar. En ella, "entre un 10% y un 15% de la demanda diaria está asociada a motivo de viaje ‘ocio’, por lo que se puede asumir que la línea [10 de metro] se puede comportar de un modo semejante", apunta el documento.

Respecto al crecimiento de la población por el desarrollo de planes urbanísticos pendientes, afirma que se trata de un desarrollo residencial y, "dada la pauta de movilidad de los residentes en la zona (con viajes más cortos, en modos no mecanizados), el incremento de viajeros por aumento de población no supondrá cifras extremas". Por ello, estima que la demanda de la L10 "se podría incrementar un 40% sobre los valores de la situación de partida en un plazo de 10 años".

Conexión con el resto de la red de Metrovalencia

Uno de los puntos clave de la nueva línea será su conexión con la actual red de Metrovalencia. Cuando comenzó a construirse, en 2006, estaba previsto que se efectuara en la estación de Pont de Fusta, ya que el trazado original iba desde el norte de la ciudad hasta Natzaret atravesando el centro histórico por un túnel. Por este motivo, se construyó la estación 'fantasma' del Mercat, bajo el actual aparcamiento Centre Històric- Mercat Central. Sin embargo, la crisis económica y los recortes redujeron el trazado inicial y propiciaron su desconexión de la red, lo que ahora ha provocado que se tengan que construir unas cocheras provisionales en Natzaret.

El conseller de Política Territorial y Movilidad, Arcadi España, anunció en Les Corts durante la exposición de las principales líneas de su departamento, además de la puesta en marcha de la línea en 2021, que uno de sus objetivos será también su conexión con el resto de la red de Metrovalencia.

En este sentido, el estudio de demanda apunta dos escenarios: el ya mencionado tramo hacia La Marina, por cuyo entorno circulan las líneas tranviarias (4, 6 y 8), y un cañón peatonal que uniría las estaciones de Alacant y Xàtiva. Se trataría de un "tapiz rodante" que podrá desplazar a alrededor de 2.400 pasajeros por sentido y día, según el estudio. De ellos, unos 1.100 lo harían para transbordar a la red de metro y otros 1.300 para acercarse caminando al centro y, bien llegar al destino, bien coger un bus o tren de Cercanías.

La primera línea que discurre solo por la ciudad

A la hora de analizar el comportamiento de los futuros usuarios, el estudio destaca que esta es "la primera línea de la red de FGV que no tiene un carácter metropolitano. Discurre íntegramente, en sus diversas fases planificadas, dentro de los límites de la ciudad". Este hecho "es importante y debe ser tenido muy en cuenta", ya que entran en juego "las específicas dinámicas urbanas de movilidad de la ciudad de València, sensiblemente diferentes a las que se dan en el ámbito metropolitano y, por tanto, en el resto de las líneas de FGV".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento