Instalación de ascensores
El alcalde, Juan Espadas, visita a los vecinos de la plaza de San Gabriel 2, que han estrenado ascensor. AYTO. SEVILLA

José Morente tiene 85 años. Es afortunado porque, aunque ahora le cuesta debido a un problema de salud, cuando sale de casa apenas tiene que bajar cuatro o cinco escalones. Vive en un piso bajo de un edificio sin ascensor del Polígono de San Pablo, en el que reside desde el año 1958. Pero otros vecinos no son, ni han sido, tan afortunados como él. "He conocido a varios que han estado hasta cinco años sin salir de su casa porque no podían bajar las escaleras", cuenta a 20minutos. Y añade: "Algunos se han muerto por no poder salir".

El caso que relata José no es una excepción. No en vano, en Sevilla capital existen aún unos 15.000 edificios de tres o más plantas que no cuentan con ascensor, según los datos que maneja el Ayuntamiento en base al último censo de viviendas, correspondiente a 2011. Si bien la estimación municipal es que, actualmente, esa cifra puede haberse reducido hasta los 10.000 bloques. Dato que, teniendo en cuenta el número de inmuebles de cada edificio –y contando solo dos por cada planta–, se traduce en aproximadamente 60.000 hogares cuyos miembros aún tienen que utilizar escaleras para poder entrar y salir de su casa.

La veintena de familias del número 2 de la plaza de San Gabriel, en la barriada Huerta del Carmen, han sufrido este problema hasta este miércoles, cuando finalizó la instalación de un ascensor en su edificio, el primero de un total de ocho diseñados, ejecutados y financiados al 95% por el Consistorio hispalense a través de un programa dirigido a comunidades de propietarios con graves problemas de accesibilidad y sin recursos económicos. Una de las residentes llevaba tres años sin salir de casa, tal y como explicó ayer Rafael González, otro de los vecinos, quien destacó la importancia de que se favorezca la movilidad de personas mayores con dificultades.

La primera convocatoria de este programa cuenta con un presupuesto de 850.000 euros, que servirán para la puesta en funcionamiento de ocho ascensores. Además del de la plaza de San Gabriel, en los próximos días finalizarán las obras de otras tres instalaciones en los distritos Este-Alcosa-Torreblanca, Norte y Macarena. A estos se suman otros cuatro que se iniciarán una vez que "se resuelvan los problemas surgidos con la empresa adjudicataria de las obras", manifestó el alcalde, Juan Espadas, que lamentó que hay empresas que "se nos atraviesan", ya que "consiguen adjudicaciones y luego hay obras donde deciden retirarse", extremo que "ralentiza" los trabajos.

En paralelo a estas actuaciones, el Ayuntamiento ya ha culminado los trabajos para resolver la segunda convocatoria del programa, que contará con un presupuesto de 2,1 millones de euros. El Consistorio ha recibido 319 solicitudes de edificios privados, de las que han seleccionado 12 y se ha requerido a otras 200 que remitan más documentación para poder evaluar el cumplimiento o no de los requisitos. Entre las condiciones que debe cumplir la comunidad figura que al menos el 50% de los residentes tengan unos ingresos inferiores a tres veces el IPREM. También se tiene en cuenta el número de casos de dependientes o personas con movilidad reducida y la cantidad de vecinos con más de 65 años.

El objetivo del Ayuntamiento es que antes de final de año puedan estar aprobadas las solicitudes con su orden para que se pueda iniciar la tramitación de los proyectos y la ejecución de las obras a lo largo de 2020"Estas actuaciones no van a parar con los ejercicios presupuestarios porque van ligadas a los créditos del Ayuntamiento", explicó el alcalde, que agregó que "en la medida en que tengamos más recursos podremos llegar a más comunidades". Y concluyó: "Son obras que le cambian la vida a muchas familias".

Por su parte, el PP le pidió al socialista que "cumpla con la construcción de ascensores prometidos y abandone las operaciones de marketing".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.