Investigados dos vecinos de Meis (Pontevedra) por la sustracción de 7 olivos centenarios en Vilagarcía.
Investigados dos vecinos de Meis (Pontevedra) por la sustracción de 7 olivos centenarios en Vilagarcía. GUARDIA CIVIL

La Guardia Civil de Cambados (Pontevedra) ha investigado penalmente a dos vecinos del municipio pontevedrés de Meis por su supuesta relación con el hurto de siete olivos centenarios que habían sido sustraídos en Vilagarcía de Arousa, y que supuestamente "pretendían utilizar como moneda de cambio" para saldar una deuda que tenían entre ambos.

Según ha informado el Instituto Armado, los árboles, cuyo valor oscila entre los 1.500 y los 3.000 euros cada uno, han sido recuperados en Meis.

En la denuncia presentada por su propietaria en la Comisaría de la Policía Nacional de Vilagarcía de Arousa se explica que la sustracción de los árboles se produjo a principios de este mes de agosto en una parroquia de este municipio pontevedrés.

Con la información facilitada por su propietaria y los testimonios recogidos en la zona, se pudo establecer una línea de investigación para averiguar el medio de transporte que se había utilizado para llevar los olivos.

Después de un "exhaustivo chequeo", destacan las mismas fuentes, de los distintos camiones del entorno que aparecían como posibles candidatos, la Guardia Civil consiguió localizar los siete árboles en Meis, que fueron entregados bajo depósito judicial a su propietaria.

A raíz del hallazgo, la Guardia Civil de Cambados procedió a la identificación de dos vecinos del mismo municipio por su supuesta participación en los hechos.

DEUDA

Según se desprende de las investigaciones, "uno de ellos habría sustraído los árboles y se los entregó al segundo de los investigados que los aceptó como cobro de una deuda", han indicado las mismas fuentes.

Las diligencias instruidas han sido entregadas en el juzgado de Instrucción de guardia de Vilagarcía de Arousa, donde tendrán que comparecer los investigados cuando sean requeridos.

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.