Así, sobre las 15,00 horas de la tarde del pasado miércoles, el Centro Integrado de Atención ás Emerxencias de Galicia (CIAE-112) se puso en contacto con la Central Operativa de Tráfico del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Ourense, advirtiendo que había recibido una llamada alertante de la presencia de un turismo efectuando una circulación errática (en zig-zag) por la autovía A-52, a la altura del término municipal Sandías.

Posteriormente, según ha informado la Guardia Civil en un comunicado, otra llamada lo ubicaba circulando por la misma vía pero a la altura del punto kilométrico 143, dirección Benavente, tras lo que se pasó aviso a las patrullas de servicio que se encontraban por la zona para que tratasen de localizarlo.

Después de haber sido detectado en el área de descanso de Riós, se sometió al conductor a las pruebas de determinación del grado de impregnación alcohólica, el cual arrojó un resultado positivo, por lo que se le formuló el correspondiente boletín de denuncia y se iniciaron las actuaciones administrativas para la posible revocación del permiso de conducción.

"FUERTE INTOXICACIÓN ETÍLICA"

Asimismo, sobre las 11,30 horas del pasado jueves, una nueva llamada en la Central Operativa de Tráfico del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Ourense alertaba de un turismo circulando de manera "irregular" por el punto kilométrico 461 de la N-120, en el término municipal de O Barco de Valdeorras. Tras interceptar al conductor, se comprobó que iba bajo una "fuerte intoxicación etílica".

Como consecuencia de lo anterior, se instruyeron las correspondientes diligencias policiales, que serán remitidas al Juzgado de O Barco de Valdeorras, por la supuesta comisión de un delito contra la seguridad vial, al conducir un vehículo a motor superando las tasas de alcoholemia y presentar síntomas "evidentes" de hallarse bajo la influencia de bebidas alcohólicas.

La Benemérita ha destacado que en el caso de ser condenado se enfrentaría a la pena de prisión de entre tres y seis meses, una multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días y la privación del derecho a conducir vehículos a motor o ciclomotores de entre un año y un día a cuatro años.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.