Los hechos se produjeron en la madrugada del viernes al sábado, cuando la agredida se trasladó desde la plaza de la verbena a una calle aledaña para orinar en compañía de una amiga.

Según han confirmado fuentes de la investigación, fue en ese momento cuando un grupo de varones abordó a una de las chicas para practicarle tocamientos.

Los gritos de las víctimas alertaron a vecinos que se encontraban en las inmediaciones, que se acercaron inmediatamente al lugar ahuyentando a los agresores, según publica el diario La Opinión-El Correo de Zamora.

Desde entonces, la Guardia Civil investiga el suceso, aunque por el momento no han trascendido datos sobre posibles detenciones.

Consulta aquí más noticias de Zamora.