Eleanor Antin. Portrait of the King [Porträt des Königs], 1972
Eleanor Antin. Portrait of the King [Porträt des Königs], 1972 / Fotogafía en blanco y negro montada sobre cartón 34,9 x 24,8 cm © Eleanor Antin / Courtesy of Ronald Feldman Fine Arts, New York / The VERBUND COLLECTION, Vienna ELEANOR ANTIN

Decía Simone de Beauvoir que el trabajo es lo único que puede garantizar una libertad completa a la mujer y, a la vez, la manera con la que "ha podido franquear la distancia que la separa del hombre". En un momento en que la lucha feminista vuelve a estar en boca de todos y se insiste en reivindicar para las mujeres derechos que parecían obvios y conseguidos, debe servir como ejemplo y referente la batalla que muchas artistas libraron a través de su trabajo creativo durante los años 70.

Esa fue la década que marcó un antes y un después en el movimiento feminista y que trajo consigo, también, un arte rompedor y efervescente en el que muchas mujeres artistas se atrevieron a tomar la iniciativa para salir del cascarón e innovar a través de los lenguajes y las formas en cuestiones relativas a la construcción del género, la reivindicación del derecho a decidir sobre el propio cuerpo, la denuncia de las violencias machistas o el descubrimiento de que lo personal también es político.

Para rememorar este trabajo y a las mujeres que lo hicieron posible, el Centre de Cultura Contemporània de Barcelona, CCCB, acoge actualmente una doble exposición: ¡Feminismos!, un título cuya 's' final hace referencia a la pluralidad de perspectivas que lo integran y que con esas exclamaciones quiere indicar "sorpresa, alerta y reivindicación del carácter lúdico del feminismo de entonces y de hoy", como explica la directora del centro, Judit Carrera.

¡Feminismos! -que puede visitarse hasta el 1 de diciembre- está, a su vez, compuesta por dos muestras: La Vanguardia Feminista de los años setenta. Obras de la Verbund Collection, Viena, que reúne el trabajo de un amplio grupo de artistas que formaron parte de esa explosión de libertad y creatividad que ha servido como fuente de inspiración durante los 50 años posteriores; y Coreografías del género, comisariada por Marta Segarra y protagonizada por dieciséis obras de artistas contemporáneas deudoras de esas pioneras del feminismo artístico.

Para Carrera uno de los objetivos de la exposición es el de rendir homenaje tanto a esas artistas "a menudo invisibilizadas" de la década de los 70 como a las referentes de las nuevas generaciones. "La exposición provoca un diálogo que quiere trazar la genealogía, la continuidad y la ruptura de ambos feminismos".

Annegret Soltau. Selbst / Self / Fotografía en blanco y negro sobre papel de barita (Serie de 14 fotografías) © Annegret Soltau / Bildrecht, Wien, 2019 / The VERBUND COLLECTION, Vienna

Annegret Soltau. Selbst / Self / Fotografía en blanco y negro sobre papel de barita (Serie de 14 fotografías) © Annegret Soltau / Bildrecht, Wien, 2019 / The VERBUND COLLECTION, Vienna

La comisaria Gabriele Schor, fundadora y directora de la Verbund Collection en Viena, realiza un trayecto por varios hitos de la llamada "vanguardia feminista" a través de una selección de más de 200 obras de 73 artistas de Europa, America del Norte y del Sur y Asia nacidas entre 1929 y 1958, que mediante el uso de lenguajes y técnicas como la fotografía, el cine, el vídeo, la performance o los happenings se atrevieron a enfrentarse a los condicionantes culturales y represivos de esa época.

La exposición se divide en cinco bloques que abordan temas como la reclusión de la mujer en los roles de ama de casa, madre y esposa, la visualización del confinamiento opresivo de las mujeres y el acto de huir de ello, la respuesta a los omnipresentes dictados de la belleza, la rebelión contra la violencia sexual y la cosificación de las mujeres, y la representación de los diferentes roles femeninos de la época como estrategia para expresarse contra las restricciones de la sociedad.

Para ello se ha reclutado el trabajo de creadoras como Lynn Hershman Leeson, Renate Eisenegger, Valie Export, Margot Pilz, Lydia Schouten, Gerda Fassel, Betty La Rocca, Carolee Schneemann, Francesca Woodman, Cindy Sherman... y se incorpora a varias artistas nacidas en nuestro país como Esther Ferrer, Pilar Aymerich, Mari Chordà, Eulàlia Grau, Angels Ribé, Eugènia Balcells, Marisa González y Fina Miralles.

"Las mujeres tuvieron que luchar por su espacio porque no eran tomadas en serio, por lo que organizaron conferencias y actividades, como una 'performance' en 1976 en la Universidad de Barcelona por parte del grupo 'Les Nyakes', inmortalizada por la fotógrafa Pilar Aymerich", rememora Schor.

Por su parte, Coreografías del género explora cómo desde 1970 se ha abierto el sujeto del feminismo y ha impuesto el término 'género' y la fluidez de las identidades sexuales y cómo el movimiento feminista se ha vinculado con otras luchas contra las desigualdades como el racismo, la homofobia, la transfobia, el especismo o el desprecio hacia las personas pobres o discapacitadas.

En esta sección puede contemplarse el trabajo de artistas y colectivos como Cabello/Carceller, O.R.G.I.A., Toxic Lesbian, Lúa Coderch, María Ruido, María Llopis, Linda Porn o ideadestroyingmuros.