La detención se produjo después de que una patrulla de la Policía Nacional observara a un vehículo que, al percatarse de la presencia policial, intentó eludirla, momento en que los agentes interceptaron el coche e identificaron al conductor del mismo.

Posteriormente, tras realizar las comprobaciones pertinentes, los agentes se percataron de que el vehículo tenía la ITV caducada desde el año 2017, aún cuando en el parabrisas tenía adherida una pegatina del ITV con fecha de 2019, según informó la Policía Nacional en nota de prensa.

Esto motivó que los agentes procedieran a la detención del hombre por un presunto delito de falsedad documental. Además, los agentes comprobaron que bajo el asiento trasero tenía varias pastillas de benzodiacepinas y un trozo de hachís en el bolsillo de su chaqueta, por lo que se le propuso para sanción administrativa.

Por último, los requirieron la colaboración de la Policía Local de Las Palmas de Gran Canaria para proceder a la retirada del vehículo que fue trasladado al depósito municipal. Así, instruido el correspondiente atestado policial, fue remitido a la Autoridad Judicial competente.

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.