Baleares registra 158.000 plazas turísticas más que hace cuatro años
Baleares registra 158.000 plazas turísticas más que hace cuatro años EUROPA PRESS

Baleares ha registrado este año 158.000 plazas turísticas más que hace cuatro años, lo que supone un aumento de 37,3 por ciento respecto a 2015, según los datos que Terraferida ha dado a conocer este viernes extraídos de la Conselleria de Turismo del Govern balear.

En concreto, las Islas han pasado de tener 424.112 plazas en 2015 a 582.281 en 2019. El dato oficial de las plazas turísticas en la actualidad por islas sitúan a Mallorca con 397.000 plazas, Menorca con 72.000, Eivissa con 91.000 y Formentera con 20.000.

Según Terraferida, en la actualidad se siguen tramitando expedientes que no han estado compatibilizados y la previsión es que las plazas turísticas aumenten fuera de las zonas costeras. "Teníamos un turismo concentrado en seis meses, ahora la oferta se extiende a todo el año", ha comentado uno de los portavoces de Terraferida, Jaume Adrover.

"Mallorca tiene el mismo número de plazas que el conjunto del archipiélago en 2015", ha expresado Adrover, que ha atribuido este aumento a una "falta de previsión por parte de las autoridades" y ha hecho un llamamiento a las instituciones para limitar la adjudicación de plazas legales.

EL ALQUILER TURÍSTICO, UNA NUEVA MODALIDAD DENTRO DE LAS PLAZAS TURÍSTICAS

La entidad cree que Mallorca llegará muy pronto a las 430.000 plazas legales, siendo una de cada cuatro plazas alquileres turísticos, que han pasado de 32.000 plazas en 2015 a las 96.600 en 2019. Así, el alquiler turístico legal supone un 16,5 por ciento de las plazas hoteleras. Sin embargo, hay que tener en cuenta que respecto a este tipo de oferta "todavía queda mucha sin legalizar", según el colectivo Terraferida.

Respecto a Menorca, el colectivo que aboga por "la defensa del territorio", cree que se trata de la segunda isla donde el crecimiento ha sido más espectacular, puesto que según sus datos el crecimiento de plazas turísticas es del 46 por ciento en cuatro años. En esta isla, el porcentaje de plazas de alquiler turístico se sitúa en torno al 34 por ciento.

Por otra parte, en Ibiza la adjudicación de plazas legales ha supuesto un 17 por ciento de aumento de la oferta, según los datos de Turismo. Por último, en Formentera, donde el crecimiento ha sido del 163 por ciento, es donde el aumento ha sido más drástico. "Es un crecimiento bestial, tenemos que poner freno a este desarrollo lo antes posible".

Terraferida aboga por un "crecimiento sostenible" y por "limitar el número de plazas turísticas" para que estas cifras no sigan creciendo. Para ello, proponen congelar el número de plazas turísticas en todas las islas, reformar la ley turística, y establecer un 2x1 turístico, de manera que para cada nueva plaza que se quiera crear, hay que dar dos de baja.

"Hace unos años se estableció un límite de plazas turísticas. De hecho, el mismo conseller de Turismo anunció un techo a Menorca, pero no está funcionando", ha criticado el portavoz de Terraferida Jaume Adrover.

Preguntado por si cree que es lo mismo que un hotelero solicite 1.000 plazas a que 100 personas soliciten 10 plazas cada una, Adrover ha respondido que "se tendría que estudiar mejor como poner límites a la adjudicación de plazas". "Lo que está claro es que hay que hacer un llamamiento a la responsabilidad para parar esto", ha concluido Adrover.