"Desde nuestro punto de vista -sostiene el comité en un comunicado-, a la dirección de la empresa le ha faltado valentía para cerrar un acuerdo que permitiese cumplir el Real Decreto sobre el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) y evitar la huelga indefinida, cosa que lamentablemente, y por su intransigencia, estamos abocados a realizar".

Las propuestas de los representantes de los trabajadores han sido "cerrar un acuerdo provisional hasta el 1 de noviembre, que diera tiempo y lugar a una resolución de la autoridad laboral competente aclarando las malas interpretaciones del Real Decreto sobre el SMI, o que hubiera una sentencia judicial sobre la impugnación de las tablas salariales del convenio colectivo, firmado por Asaja y CCOO, que no respetan los importes salariales que establece el decreto de 12.600 euros al año, o 45,98 euros al día y 7,07 euros a la hora para los almacenes".

Este acuerdo provisional pasaba por aplicar con carácter retroactivo al 1 de enero, para los fijos, la actualización de todos los conceptos de 2018 con un 2 por ciento, además de abonar con el salario todos los pluses y complementos personales que se vienen percibiendo; y para eventuales y discontinuos, abonar el mismo salario mínimo que establece el decreto y que se abonó en las nóminas de enero y febrero, de 42,64 euros, pagándose también los complementos personales para aquellos que los tengan.

El próximo lunes por la mañana se negociarán los servicios mínimos y por la tarde se realizará una asamblea general, a las 18,00 horas, en el Salón de Actos del cine de Riotinto.

Consulta aquí más noticias de Huelva.