Según la sentencia condenatoria, emitida el pasado 17 de enero y recogida por Europa Press, José Eduardo Reina (PSOE), y sus entonces concejales Antonio Maqueda Ruiz, Manuel Naranjo Barrera, José María de la Hera Sánchez y Natividad Pastora Sánchez Palma, aprobaron el 30 de octubre de 2009 la legalización de un cuarto de aperos merced a las peticiones previas de la propietaria de los terrenos, "a sabiendas" de que tal extremo "contravenía las normas subsidiarias municipales de Cantillana, según las cuales la parcela mínima para cualquier tipo de construcción que guarde relación con la naturaleza y destino de la finca en zona de conservación prioritaria de regadío será de una hectárea y de cinco hectáreas en caso de secano".

A tal efecto, la sentencia señala que los diversos informes previamente emitidos por la arquitecta técnica municipal reflejaban con "meridiana claridad" que la mencionada finca del paraje 'El Chorrito' "era inferior a los límites establecidos", toda vez que tales informes desfavorables suponían un planteamiento "absolutamente objetivo y matemático, no siendo posible una interpretación o aplicación discrecional de la norma".

"Por tanto, la aprobación de la licencia contra el criterio absolutamente objetivo de dichos informes se hizo por los acusados a sabiendas de que se vulneraban las normas urbanísticas subsidiarias", resume la sentencia condenatoria.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.