Fotografías de Ángel Marcos y poemas de Gamoneda, Chacel o Zorrilla dialogan en torno a los 44 castillos de Valladolid

  • VALLADOLID, 5 (EUROPA PRESS)
Presentación del libro 'Noches de piedras y lunas'
Presentación del libro 'Noches de piedras y lunas'
EUROPA PRESS

Un total de 82 fotografías nocturnas de Ángel Marcos realizadas a los 44 castillos de la provincia de Valladolid dialogan con una selección de 18 poemas de nombres como el Premio Cervantes Antonio Gamoneda, el Premio Nacional de Poesía Antonio Carvajal o ilustres de las letras como Francisco Pino, Rosa Chacel o José Zorrilla en 'Noches de piedras y lunas', un libro editado por la Diputación Provincial que se ha presentado este martes como antesala de la inauguración de la fortaleza de Fuensaldaña como "castillo de los castillos" la próxima semana.

A través de sus 82 instantáneas, Marcos recorre 42 municipios de la provincia que acogen las 44 fortalezas, aunque en las páginas de esta obra queda espacio para los paisajes nocturnos con la luna como única protagonista.

Las fotografías se intercalan con 18 poemas de 13 poetas como son, al margen de los ya citados Gamoneda, Carvajal, Chacel, Pino y Zorrilla, Fermín Herrero, Carlos Aganzo, Antonio Colinas, Luis Alberto de Cuenca, Jorge Guillén, Clara Janés, Juan Carlos Mestre, Antonio Piedra -responsable de la selección- y el Premio Cervantes José Jiménez Lozano, quien además ha prologado la publicación.

El nuevo libro se ha presentado este martes en el Teatro Zorrilla de Valladolid, en un acto al que han asistido, además de Ángel Marcos, los poetas Antonio Gamoneda, Antonio Carvajal, Fermín Herrero, Carlos Aganzo y Antonio Piedra, los cuales han leído alguna de sus composiciones acompañados de la música del piano del Premio Nacional de Música Diego Fernández Magdaleno.

Asimismo, se ha proyectado un audiovisual realizado por Manuel R. Arnanz, quien además ha leído algunos de los poemas junto con Rosa Manzano.

PERMANENTE DIÁLOGO

En la presentación ha estado el presidente de la Diputación de Valladolid, Jesús Julio Carnero, para quien el libro supone "un permanente diálogo" a través de la "belleza" y de la "nostalgia constructiva" entre la fotografía y la poesía, pero también "entre el pasado y el futuro".

En este sentido, Antonio Gamoneda ha destacado la "evocación" que genera el libro y su intención de "convertir la imagen de los castillos en un símbolo de lo que ya no puede ser", mientras que el autor de las fotografías, Ángel Marcos, ha justificado el uso de la noche como "unificadora del discurso", mientras que la luna "genera alegorías".

Por su parte, Carlos Aganzo ha enfatizado la cualidad de la noche para hacer emerger a los castillos "como fantasmas" y ha analizado su concepción actual frente a "lo que fueron". Asimismo, ha ensalzado los "dos años" de trabajo "de noche y con frío" de Marcos para realizar estas fotografías.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento