Tres niños muertos y otro herido al incendiarse un piso en L’Hospitalet

Eran hermanos y sólo se salvó la madre y un bebé de meses. Los menores se refugiaron en su habitación y no pudieron ser restacados a tiempo. Un mechero pudo provocar el fuego
Un grupo de vecinos observan, ayer, el estado en que quedó el segundo piso tras el fuego.
Un grupo de vecinos observan, ayer, el estado en que quedó el segundo piso tras el fuego.
Hugo Fernández
Gabriel, Diego y Salvador, tres hermanos de uno, tres y cinco años, murieron ayer por el incendio declarado en su domicilio situado en el segundo piso del número 16 de la calle Tel·luri del barrio de Santfeliu de l’Hospitalet de Llobregat. Su madre Montserrat, de 23 años y una hermana  Marisol, de meses, fueron rescatadas por los bomberos a través del balcón.
 
El fuego se originó a las 13:30 horas, por causas que se desconocen, en el comedor del piso y a pesar de que sólo se quemó esta dependencia, el humo y el fuerte calor provocaron quemaduras por todo el cuerpo y asfixia a los tres hermanos.
 
Rescatados del fuego
 
A pesar de ser rescatados con vida por los bomberos, en el hospital de la Vall d’Hebron nada pudieron hacer para salvarles la vida. La madre y su hija fueron atendidas de heridas leves por inhalación de humo en el hospital de Sant Joan de Déu.
 
La consellera de Interior, Montserrat Tura, que junto al alcalde de l’Hospitalet, Celestino Corbacho, se desplazó al lugar, lamentó que «un fuego doméstico» se haya convertido «en devastador».
 
La consellera evitó dar alguna hipótesis del origen del fuego, aunque se especulaba que los niños pudieran estar jugando con un mechero. Cuando se declaró el incendio, la madre estaba durmiendo. Los menores murieron porque se refugiaron en sus habitaciones. Si hubieran salido al balcón, quizás los hubieran podido rescatar. Los vecinos no pudieron entrar porque la puerta era blindada.
 
Esperaban un piso de protección
 
La mujer que ayer perdió a tres de sus cuatro hijos tiene 23 años, está separada y recibía ayudas de los servicios sociales del Ajuntament de l’Hospitalet de Llobregat. Hacía un año y medio aproximadamente, según explicaron los vecinos, que vivían en el piso incendiado y ya le habían concedido una vivienda de protección oficial para trasladarse a otro lugar. Ella y sus cuatro hijos eran muy conocidos en el barrio, según explicaron los que los conocían. Ante la tragedia que vive esta mujer y su familia, el Ajuntament hospitalense ha indicado que la ayudará en todo lo que sea necesario y, en caso de que no tenga donde ir hasta que le puedan dar el piso de protección, le proporcionarán una vivienda para ella y para su hija de pocos meses que consiguió vivir.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento