La Audiencia de Valladolid celebra juicio el próximo jueves, 17 de enero, contra cuatro personas detenidas en agosto de 2017 por, presuntamente, dedicarse a la distribución de cocaína y anfetamina en la localidad de Peñafiel, fundamentalmente entre las trabajadores y clientes del club de alterne existente en dicha localidad.

El banquillo estará ocupado por Sergio S.G, a quien el fiscal solicita un total de ocho años y nueve meses y multa de 80.000 euros, así como por Enrique G.J, Flor María V.T. y Noé B.J, para los que el acusador público interesa penas de cinco años y nueve meses y multas de 27.000 euros, en todos los casos por delito de tráfico de drogas y pertenencia a grupo criminal, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

La detención de todos ellos fue producto de las investigaciones de la Guardia Civil en el término de Peñafiel, a raíz, especialmente, de la alarma social generada entre los vecinos ante el continuo trasiego de toxicómanos.

Así, componentes de la Unidad Orgánica de la Policía Judicial (UOPJ) de Valladolid, con el apoyo de las unidades de Seguridad Ciudadana, fueron testigos de intercambios al menudeo por los alrededores del club de alterne 'El Castillo' de la localidad.

En concreto, los investigadores, tal y como recoge el escrito de calificación del fiscal, atribuyen a Sergio S.G, vecino de Cigales, el papel de suministrador de la mercancía que entregaba al también procesado Enrique G.J, residente en Peñafiel, quien, a su vez, distribuía la droga, tanto cocaína como anfetaminas, con la colaboración de Flor María V.T. y Noé B.J, entre las trabajadoras y clientes del referido club de alterne.

En el curso de las pesquisas, los agentes registraron finalmente tanto el piso de Enrique y el referido club, ambos en Peñafiel, como el de su supuesto proveedor, en Cigales, utilizado como almacén y para la preparación de las sustancias para su posterior venta, y se incautaron más de un kilo de cannabis, 332 gramos de cocaína y 481 de anfetamina, todo ello por un valor global de casi 80.000 euros, así como una serie de utensilios para la preparación de la mercancía, tales como recortes de plástico, rollos de alambre, una báscula de precisión un molinillo y un rodillo.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.